Evo Morales: algunos medios de comunicación hacen creer que hay corrupción en YPFB

El presidente Evo Morales señaló este jueves que algunos medios de comunicación hacen creer al pueblo que existe corrupción en YPFB, por lo que el Gobierno nacional se ve obligado a cambiar a sus máximos ejecutivos.

P U B L I C I D A D 
 
“Lamento mucho, algunos medios de comunicación han sido responsables de hacer creer al pueblo que hay corrupción (en YPFB), y tal vez nuestro error ha sido que frente a esa campaña sucia y mentirosa cambiamos”, expresó el Jefe de Estado en el acto de posesión del nuevo presidente de YPFB, Oscar Barriga, tras la salida de Guillermo Achá por la crisis en la estatal petrolera por el irregular proceso de adjudicación en la compra de tres taladros. 

Morales recordó que el primer presidente de YPFB, Jorge Alvarado, pasó por la misma situación; entonces fue apartado del cargo para que se defienda. Morales dijo que nunca pudieron encarcelar a Alvarado porque las acusaciones “de la derecha” eran “pura mentira y mentira”.

El saliente máximo ejecutivo de YPFB, que estuvo ausente en el acto de posesión, y la víspera tampoco participó de la firma de un acuerdo con la petrolera Repsol, fue citado por varios coimputados en el caso de la irregular compra de tres perforadoras a la italiana Drillmec por $us 148,8 millones.

El Jefe de Estado también citó el caso de Manuel Morales Olivera, otro expresidente de YPFB separado del cargo por denuncias de corrupción.

En este caso “otra vez algunos medios de comunicación hacen creer con la mentira al pueblo boliviano que había corrupción, pero no tenían ninguna documentación”, apuntó.

Dijo que cualquiera puede ir a pasear aprovechando un curso de especialización fuera del país, “aprovechar para sacarse unas fotos en la playa, pero eso era un delito, y otra vez dijeron corrupción”.

“Cambiamos a Olivera para que se defienda y lo procesen, y no había nada (de corrupción)”, remarcó.

Morales indicó que si había corrupción, el Gobierno fue el primero en llevar a estos funcionarios a la cárcel, en referencia al expresidente de YPFB, Santos Ramírez.

Subrayó que “generalmente son falsas y mentiras las acusaciones”, y que detrás de las denuncias “la derecha quiere desgastar y destrozar a la empresa más grande de los bolivianos que da vida y plata”.

Reiteró que hay algunos grupos que no quiere que a Bolivia le vaya bien porque “quieren que los beneficios solo vayan a pequeños grupos, como antes”.

Pero “esos tiempos son del pasado, estos tiempos son del pueblo, y Bolivia bajo la administración del gobierno nacional va a continuar con nuestra empresa, digan lo que digan”, remarcó.

Denuncias de corrupción

En julio de 2016, el jefe de la Unidad de Transparencia del Ministerio de Hidrocarburos, Edmundo Novillo, informó que en la estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) hay 25 denuncias contra autoridades y funcionarios por supuestos ilícitos e irregularidades de corrupción, que están en proceso de investigación.

En un recuento realizado de 2006 a 2016, la empresa más grande del país se vio envuelta en distintos hechos de corrupción durante las gestiones de cinco presidentes que administraron la estatal petrolera.

En distinta medida, Jorge Alvarado, Juan Carlos Ortiz, Manuel Morales Olivera, Guillermo Aruquipa, Santos Ramírez, Carlos Villegas y Guillermo Achá tuvieron que defenderse ante hechos cuestionados por sectores de oposición y medios de comunicación.

Los escándalos que agobiaron a la petrolera estatal se refieren a contratos lesivos al Estado, uso indebido de influencias, enriquecimiento ilícito, accidente de tránsito, atraco y asesinato del empresario tarijeño Jorge O´Connor D`Arlach, robo de llantas y baterías, red de corrupción con contratos para la unidad de comunicación, el caso de las narcocisternas y ahora el caso taladros, entre los más sobresalientes./ANF