El Alto - El Distrito 7 bloquea vías y le exige a Chapetón obras prometidas

Los vecinos del Distrito 7 de El Alto bloquean desde ayer la vía que conecta a Copacabana, porque le piden a la alcaldesa Soledad Chapetón que viabilice la ejecución de dos proyectos de alcantarillado y la construcción de la planta de Tacachira.

El secretario de Organización del Distrito 7, Juan Mamani, explicó que sus afiliados temen que se revierta el financiamiento comprometido por la Cooperación Española (CE) para la ampliación de las redes de alcantarillado sanitario en el sector noroeste y la extensión de la fase IV.

Ambas obras costarán Bs 80 millones. La Alcaldesa debía firmar dos convenios en los que se compromete a desembolsar Bs 35 millones como contraparte, la CE invertirá Bs 35 millones, y el Ministerio de Medio Ambiente y Agua (MMAyA) el resto de los recursos requeridos.

Los movilizados también reclaman porque no hay fecha para la reanudación de la construcción de la planta de Tacachira, adonde deben conducirse las aguas servidas del Distrito 7. El retraso en la ejecución del drenaje pluvial en el tramo Río Seco-San Roque también motivó la protesta, indicó el dirigente.

“El paro seguirá hasta que nos atiendan. No podemos esperar más promesas o compromisos, queremos que la Alcaldía envíe los convenios de cofinanciamiento, que retome las obras de Tacachira y recién levantaremos el bloqueo”, aseguró.

Ante este conflicto, la alcaldesa Soledad Chapetón aseguró que se trata de un movimiento político que “quiere perjudicar y empañar” su gestión.

La autoridad edil aseguró que el MMAyA no envió los contratos para su firma.

Desmentido
El director ejecutivo de la Entidad Ejecutora de Medio Ambiente y Agua (Emagua), James Ávila, desmintió la versión de Chapetón y demostró con documentos que envió los convenios de cofinanciamiento a la Alcaldía el 19 de abril.

La autoridad agregó que la comuna devolvió el documento contractual con observaciones, entre ellas la propuesta de que la Empresa Pública Social del Agua y Saneamiento (Epsas) se encargue de fiscalizar las obras.

Sin embargo, autoridades ediles respondieron recién el 28 de julio y aceptaron que Epsas se encargue de controlar la ejecución de los planes.

El gerente de EPSAS, Humberto Claure, añadió que esto implica que el convenio deba elaborarse nuevamente.

También denunció que los técnicos del ayuntamiento alteño no asisten a las reuniones técnicas, en las que también participa la Cooperación Española, lo que conlleva perjuicios./Cambio