Abavyt estima que La Paz perdió el 90% de turistas por bloqueos

Wendy Pinto /  La Paz
Marchas, bloqueos, protestas y huelgas de hambre se apoderaron de la ciudad de La Paz y vías hacia otros municipios durante el mes de agosto, lo que ocasionó pérdidas económicas cuantiosas, según las autoridades y empresarios dedicados al turismo. La Asociación Boliviana de Agencias de Viajes y Turismo (Abavyt) estima que la presencia de viajeros se redujo hasta en un 90%.

"Se calcula que la afluencia de los turistas en estas últimas semanas se ha reducido por las medidas de presión de diferentes sectores. Estimamos que hay una baja entre un 80 y 90% de turistas”, dijo el gerente de Abavyt, Carlos Marín.

En agosto, un sector de gremiales que rechazan la carnetización cercó La Paz con bloqueos en las principales vías comerciales de la urbe; la Fejuve del Movimiento Al Socialismo (MAS) de Jesús Vera marchó  contra la Ley N° 233 de Fiscalización Técnica Territorial; las marchas de la UPEA y de la UMSA por presupuesto, la huelga de hambre de concejales de Ichoca contra su alcalde acusado de corrupción y  el bloqueo de caminos de Achacachi con  la marcha de madres de familia colapsaron no sólo la ciudad, sino la región.

La directora de Turismo de la Gobernación de La Paz, Miriam Catari, calificó agosto como un mes de pérdida turística en el departamento. "Los bloqueos hacen que el turismo vaya bajando porque no pueden llegar a los destinos, como Copacabana. Estamos sufriendo en el transporte... tiendas, restaurantes,  hospedaje, hoteles... implica   todo”, afirmó la funcionaria.

Marín explicó que el impacto para el turismo de la región, especialmente para La Paz, será irreversible  debido a que la mayoría de los turistas optan por visitar primero Perú y luego Bolivia e ingresan por La Paz, sea el lago Titicaca o los Yungas. Además, recordó que  agosto de 2016 fue un mes de temporada alta, lo contrario a este 2017. "La merma es muy grande”, recalcó.

En la urbe paceña los efectos de las medidas de presión se hacen sentir también en el comercio. Las vendedoras de la tradicional calle de las Brujas y las vías aledañas, donde se ofrecen productos específicamente para turistas, manifestaron que hubo una pérdida económica "terrible”.

"No ha habido venta. En agosto vienen para ver las cosas de la Pachamama y el aniversario nacional, pero había poco turista”, afirmó doña Juana, que se dedica a la venta de accesorios de recuerdo para los turistas que visitan la urbe.

La directora de la Agencia La Paz Maravillosa, Patricia Grossman, dijo que a pesar de estas pérdidas para los negocios relacionadas con el turismo y las comunidades que viven de esto, La Paz está buscando ser destino turístico del mundo. "Tenemos 12 países para captar turistas, además que  el turismo en el municipio no sólo se resume a visitar la calle de Las Brujas, el mirador de Killi Killi y otros, sino tenemos turismo comunitario”.

Pese a las pérdidas en todos los sectores, durante los días de bloqueo, varios turistas de diferentes nacionalidades se tomaron selfies con el bloqueo de gremiales de fondo. Otros transmitían en vivo en sus cuentas y decían que se encontraban bien.

La Paz y sus destinos turísticos  

La directora de la Agencia La Paz Maravillosa, Patricia Grossman, explicó que para llegar a posicionar al municipio como destino turístico mundial se potencian  cuatro destinos turísticos: aventura (deportes extremos), gastronómico (comida típica), natural (paisajes naturales) y el cultural (celebraciones paceñas).

"Queremos demostrar que La Paz es un lugar auténtico, intenso, dinámico con estos cuatro destinos y hacer que los visitantes que lleguen sean cautivados por esto”, dijo Grossman.

Por el mes del turismo  se impulsa el turismo sostenible con el proyecto  del circuito desde Viscachani, Pampalarama, hasta Zongo, con el que se hará un gran recorrido. Además, se trabaja en el programa del superanfitrión paceño,  y un largo recorrido en el que se fomenta el  turismo inclusivo para personas con discapacidad visual y motriz.