Cómo será controlada la tregua anunciada por el ELN

El presidente Juan Manuel Santos firmó este viernes un decreto para que las Fuerzas Armadas de Colombia y el grupo terrorista Ejército de Liberación Nacional (ELN) inicien el domingo un alto el fuego bilateral, nacional y temporal hasta el 9 de enero de 2018.

"El cese al fuego de hostilidades y bilateral quiere decir que el ELN tiene que dejar de secuestrar, de reclutar menores, de sembrar minas, de atacar a nuestra infraestructura y, por supuesto, cesar toda acción ofensiva contra nuestras Fuerzas Armadas y de Policía", dijo Santos tras aprobar la medida.

"Este cese al fuego y de hostilidades se hace con un propósito humanitario, para proteger a la población civil, para defender sus derechos y libertades", agregó el mandatario.

Santos detalló que se conformó un Mecanismo de Veeduría y Verificación (MV&V) con la participación del Gobierno nacional, la fuerza pública, el ELN, las Naciones Unidas y la Iglesia Católica que "tendrá como función prevenir e informar sobre los incidentes que pongan en riesgo el acuerdo".

Según Santos, Naciones Unidas desplegará observadores en 33 municipios del país, los más afectados por la presencia del ELN, en tanto la Iglesia Católica acompañará al mecanismo desde 20 diócesis.

Igualmente aprovechó la oportunidad para agradecer a la ONU y a la Iglesia Católica "por su valiosa contribución en este mecanismo de paz".

También agradeció especialmente a Ecuador, que además de ser garante, es el país sede de los diálogos. Y destacó el apoyo al proceso de Brasil, Chile, Cuba, Noruega y Venezuela, países garantes del proceso.

Previamente el máximo líder del ELN, Nicolás Rodríguez Bautista, alias "Gabino", ordenó a los miembros de esa guerrilla que acaten su orden de alto el fuego y de hostilidades.

Con información de EFE

Comparte
Síguenos en Facebook