Defensor inicia contactos y ve ‘buen escenario’ para encaminar el diálogo en el caso de Achacachi

Para el defensor del Pueblo, David Tezanos Pinto, lo "positivo" de la intervención policial del domingo al bloqueo en la ruta a Copacabana es que ahora se abrió “un buen escenario” para encaminar un proceso de diálogo para solucionar el conflicto de Achacachi.

Dijo que incluso hay contactos con gente del cuestionado alcalde Édgar Ramos, de quien los bloqueadores exigen su renuncia, aunque dijo que ve como un riesgo para estas gestiones la eventualidad de que se retomen los bloqueos.

Considró que ahora es necesario trabajar en generar las condiciones para el acercamiento, como la exigencia de libertad de los detenidos durante el operativo policial, aunque anticipó que ello será complejo debido a que algunos de ellos están acusados, incluso por portación de armas.

Felipe Quispe, El Mallku, responsable de organizar la movilización, anunció esta mañana que la protesta continuará. “Seguiremos con nuestra lucha, pero ahora sí la vamos a organizar con más radicalidad… vamos a cambiar de táctica, vamos a responder a la Policía. Piedras contra gases, palos contra las armas”, anunció desde Achacachi.

Hay más de 40 detenidos como consecuencia de la intervención policial de ayer y el ministro de Gobierno, Carlos Romero, informó que fue secuestrada un arma, además de cachorros de dinamita, a los movilizados. Dijo que la medida fue tomada para evitar un enfrentamiento entre vecinos de Achacachi y los opuestos a la protesta.

Tezanos Pinto, en un contacto con la emisora Compañera, insistió en que ahora hay condiciones para retomar el diálogo y dijo que trabaja, junto a la Iglesia Católica, en este objetivo.

“Habría que quedarse con lo positivo (de la intervención). Actualmente hay un buen escenario para reencaminar y rencauzar todo lo que es la insatisfacción que pueda tener un sector del pueblo de Achacachi y estimamos que se dan buenas señalas para que las partes puedan sentarse a dialogar”, expresó. Agregó que, con ese objetivo, ya sostuvo contacto con gente de Ramos.

La movilización empezó el 22 de agosto en demanda de la renuncia de Ramos por denuncias de irregularidad en su gestión y la liberación de dirigentes detenidos por participar en febrero de hechos de violencia, que fueron los antecedentes del actual conflicto. Poco después, el bloqueo que inicialmente se centró en el ingreso a Achacachi se extendió a la ruta a Copacabana y se prolongó hasta este domingo, cuando la Policía intervino.

Las gestiones para lograr la cesación de la detención preventiva de los tres dirigentes de Achacachi, según el Defensor, es otro factor que contribuirá a generar las condiciones para instalar una mesa de diálogo. De hecho, para esta tarde ya espera una primera reunión entre representantes de Achacachi, del alcalde Ramos y de los Ponchos Rojos, el bloque opuesto a la medida y que es de la parte rural de la zona en conflicto.

Comparte
Síguenos en Facebook