Imágenes satelitales dan a presuponer nuevos preparativos tras la última prueba nuclear norcoreana

Nuevos signos de actividad militar han sido detectados en Punggye-ri, el polígono donde Corea del Norte llevó a cabo a inicios de mes su sexta prueba nuclear. Así lo sugieren recientes fotografías satelitales que, según el grupo de investigación 38 North, muestran preparativos para futuros ensayos nucleares subterráneos.

Las imágenes —captadas por la compañía Planet Labs— muestran las repercusiones que dejó la explosión, ocurrida en la parte norte del polígono. Pero además, 38 North pudo identificar "algunos carretones de minería sobre una línea de ferrocarril" al oeste del lugar, así como nuevos movimientos de vehículos pesados en la parte sur de ese sitio de pruebas atómicas.

Los analistas afirman que esa actividad "puede ser preludio de la excavación de nuevos túneles", lo que se traduciría en medios para ejecutar otras pruebas subterráneas. "Todavía hay dos complejos de túneles que no han sido utilizados (al sur y al oeste del polígono), y que también se consideran potencialmente aptos para albergar ensayos nucleares", agregó el grupo de investigación.


El más reciente ensayo nuclear de Pionyang, llevado a cabo este 3 de septiembre, correspondió a la prueba exitosa de una bomba de hidrógeno, diseñada para ser portada por misiles balísticos intercontinentales.




Comparte
Síguenos en Facebook