Más de cien nuevos bomberos forestales protegerán el medio ambiente

Ayer, en instalaciones del cuartel de Campo Pajoso, más de cien efectivos del Regimiento Aroma – RC3, luego de superar el periodo de capacitación y evaluación, fueron certificados como bomberos forestales voluntarios con la misión intervenir frente a cualquier contingencia que atente contra los recursos naturales y el medio ambiente, con acciones de prevención de los incendios forestales.

El evento fue clausurado por el ejecutivo regional José Quecaña y el comandante del RC-3 Tte. Cnel. Antonio José Salas; autoridades que desatacaron la importancia de preservar la naturaleza en la región, atendiendo las emergencias que pueden derivar en desastres; principalmente de zonas como la cordillera del Aguaragüe y las llanuras, que son fuente de agua, fauna silvestre y flora. 

la formación de los bomberos forestales fue completa, considerando que contaron con el material requerido como: un texto con conocimientos para que puedan estudiar, pero también los materiales y las herramientas que permitieron realizar las prácticas. Fue una experiencia que permitirá una respuesta adecuada en un periodo propenso a que ocurran incendios por los chaqueos continuos. 

Los flamantes bomberos, antes de recibir el certificado que acredita su capacitación, participaron en la última prueba del curso; consistente en un simulacro de incendio que fue sofocado a través de la implementación de técnicas de corte de fuego, construcción de líneas de defensa y otros donde demostraron un alto adiestramiento en el manejo de los instrumentos y movilización en el campo.  

La capacitación teórica y práctica adiestró a los soldados voluntarios en el uso racional de los recursos naturales, el uso de herramientas, combustible y repuestos para el apoyo logístico en acciones de emergencia, con el fin de fortalecer el comité contra incendios forestales en la región.
PUBLICIDAD