Trump, informado del lanzamiento de un nuevo misil norcoreano

EFE
El presidente de EE.UU., Donald Trump, fue informado hoy por su jefe de gabinete, el general John Kelly, del lanzamiento de un nuevo misil norcoreano que ha sobrevolado Japón, informó la portavoz de la casa Blanca, Sarah Sanders.

Trump recibió la información después de que Corea del Norte lanzara hoy un nuevo misil desde las afueras de Pyongyang que ha sobrevolado el norte de Japón, según indicaron las autoridades de Seúl y Tokio, sin que se hayan registrado daños.

El misil, lanzado alrededor de las 07.00 hora de Japón (22.00 GMT del jueves), sobrevoló la isla japonesa de Hokkaido (Norte) y cayó en aguas del océano Pacífico, apuntaron las autoridades niponas.

Antes del lanzamiento, Trump confirmó hoy que viajará este noviembre a China, Corea del Sur y Japón, como parte de su gira asiática.

Preguntado por los periodistas que le acompañaron en el Air Force One en su visita a Florida tras el paso del huracán Irma, Trump habló de su viaje asiático en medio de la escalada de tensiones con Corea del Norte.

El mandatario no quiso abordar su estrategia sobre el contencioso norcoreano, pero aseguró que "la gente en este país estará muy, muy segura", en alusión a EE.UU.

Dada la trayectoria y la altura, Pyongyang parece haber disparado un misil balístico de rango intermedio (IRBM) en un ángulo normal, aunque no se descarta que fuera un tipo de misil balístico intercontinental, según fuentes de Defensa de Seúl citadas por la agencia Yonhap.

Se trata del primer lanzamiento de un misil por Corea del Norte desde finales de agosto, cuando otro proyectil también sobrevoló el norte de Japón.

Además, es la primera prueba armamentística desde que el Consejo de Seguridad impuso el pasado lunes al régimen de Kim Jong-un una batería de duras sanciones en respuesta a su sexto y hasta la fecha más potente ensayo nuclear, realizado el pasado 3 de septiembre.

La intensificación de las pruebas de proyectiles de Corea del Norte ha suscitado la condena de la comunidad internacional y amenaza con desencadenar una escalada armamentística en la región.

En respuesta, el Ejército surcoreano ha efectuado ejercicios militares con fuego real y maniobras conjuntas con Estados Unidos para demostrar su fuerza.