Un militar usaba a menores de liceo para pornografía

El militar del Ejército José Luis M. Ch. (41), aprehendido el jueves por su participación en una red internacional de pedofilia y pornografía infantil, fue acusado ayer de captar a estudiantes menores de edad de un liceo militar de Sucre donde ejercía el cargo de subcomandante y jefe de estudios.

De acuerdo con el informe que brindó la Fiscalía, se logró rastrear al militar con grado de mayor después que, en febrero de 2017, la oficina de Interpol hizo conocer de la existencia de cuentas en redes sociales (Facebook y WhatsApp) que compartían videos e imágenes de pornografía infantil. Por esta razón, la Fiscalía abrió de oficio un proceso de investigación.

En la pesquisa se estableció que al menos 18 países, entre ellos Bolivia, intercambiaron este material. En el proceso se identificó el número de celular del ciudadano José Luis M. Ch., quien sería el responsable de distribuir pornografía.

El Ministerio Público informó que José Luis M. Ch.  fue aprehendido durante el allanamiento realizado a su inmueble y oficina, ubicadas en el Liceo Militar Teniente Edmundo Andrade de Sucre, en el marco de la investigación por el caso Pornografía Infantil.

La directora nacional de la Fiscalía Especializada para Víctimas de Atención Prioritaria, Karina Cuba, señaló que en el operativo se secuestró material pornográfico infantil, se encontró celulares, identificó más de 2.000 números de móviles del exterior y también IP de computadoras, mediante las cuales se enviaba, recibía y almacenaba esos archivos.

Cuba dijo que las imágenes muestran “muchos niños y jóvenes y nos preocupa todo lo que hemos encontrado”.

Aprehensión y detención

José Luis M. Ch. fue remitido a la ciudad de La Paz donde se ventila el caso. Ayer, en su audiencia de medidas cautelares la autoridad judicial determinó su detención en la cárcel de San Pedro.

La Fiscalía informó que sustentó que el imputado compartía videos e imágenes de pornografía infantil mediante redes que operaban en Bolivia, Argentina, España, Colombia, Chile, Paraguay, México, Perú y Ecuador.

La fiscal asignada al caso, Patricia Miranda, sostuvo que tanto en la computadora como en el celular del imputado se hallaron videos en los que se observa a menores de edad realizando actos sexuales en un total estado de vulnerabilidad.

“Es evidente que el imputado difundió material con contenido pornográfico infantil, ya que se puede verificar las imágenes de niños menores de edad que están siendo agredidos sexualmente”, fundamentó la fiscal.

En ese marco, la representante del Ministerio Público acreditó la autoría, ya que también se colectaron videos en los que se observa al imputado realizando actos sexuales con cadetes varones y mujeres del Liceo Militar Teniente Edmundo Andrade de la ciudad de Sucre, donde ejercía como Jefe de Estudios.

Asimismo, la fiscal evidenció que el imputado se constituye en un peligro para la sociedad, debido a que en la institución castrense, donde trabajaba y vivía, funciona un kínder.

Ante lo expuesto, el Ministerio Público solicitó la detención preventiva del imputado, ya que concurren los riesgos de fuga y obstaculización del proceso.

La Fiscalía informó que seguirá con la investigación en coordinación con las autoridades de otros países implicados.

OTROS 3 DETENIDOS

En relación a esta investigación acerca de una red internacional de pornografía infantil en Bolivia, hasta abril se ha aprehendido a tres personas: Rubén L. M., Henry G. y Gary V. F.,  todos en Santa Cruz de la Sierra, y presentados el 31 de marzo en La Paz. Los presuntos implicados a la fecha tienen detención preventiva en el  penal de Chonchocoro.

El artículo 323 del Código Penal establece que la pornografía será sancionada con la privación de libertad de 10 a 15 años. Esta pena será agravada en un tercio cuando la víctima sea niño, niña o adolescente o persona con discapacidad.

Fuente: Los Tiempos
Comparte
Síguenos en Facebook