Anapol: Investigan vínculos familiares de presunta estafadora con director

El coronel Waldin Robles, director de la Academia Nacional de Policías (Anapol), declaró en octubre pasado admitiendo ser familiar de Kuscaya Velasco Robles, sindicada de presunta estafa a varias familias de jóvenes postulantes, por lo que se pedirá al Ministerio Público impute al uniformado por supuesta complicidad en el hecho, según anunció el abogado Boris Espinoza.

El abogado explicó que no es la relación familiar la que se cuestiona, sino las varias contradicciones que han hallado en la declaración que prestó Robles el 13 de octubre ante la Fiscalía.

TÍO DE LA ESTAFADORA

“Sí la conozco, es una pariente en quinto grado descendiente, o sea es una sobrina a ella la vi en el 2016 en el egreso de su hijo después de 25 años”, declaró Robles al ser consultado si conocía a Kuscaya.

Más adelante en su declaración, Robles niega en reiteradas oportunidades haber tenido contacto con Velasco y el hijo de esta, el subteniente Germán Erazo, a quien las víctimas señalan como la persona que contactaba a mujeres estudiantes que aspiraban a ingresar a la Anapol, pero contra quien no hay cargos.

NO LA CONOCEN

Robles también negó conocer cómo es que Velasco cometía los ilícitos por los que se le investiga y que tuvo conocimiento del caso solo por medios de comunicación.

En mayo, cuando la investigación salpicó a otros uniformados y el propio inspector del a Policía Nacional, general Gari Omonte, EL DIARIO consultó a Robles sobre el tema y aseguró que nadie conocía a Kuscaya Velasco o ‘Vanessa’ como se hacía llamar y calificó el tema de un hecho aislado.

IMPUTACIÓN

Empero, Espinoza afirma que se tienen reportes que prueban que Robles faltó a la verdad y ahora son elementos para que sea investigado por lo que pide la imputación del jefe policial.

Entre los indicios en contra de Robles, Espinoza señala que en el cuaderno de investigaciones cursan varios informes emitidos por el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) con la relación de llamadas entre Kuscaya Velasco y Robles, mensajes de texto que no solo prueban la interacción, sino que era el coronel quien buscaba el contacto.

LLAMADAS

En el reporte, se revela que la última vez que Robles conversó con Kuscaya fue la madrugada del 25 de abril, cuando ella fue aprehendida en su domicilio sorprendida por dos de las víctimas.

Luego de ser remitida al Centro de Orientación Femenina (COF) de Obrajes se hizo público varios audios extraídos de su celular, quien grabó sus llamadas. La voz en varias de esas grabaciones, aseguran las víctimas, son del jefe policial y en ellas se menciona desde amedrentamientos a cadetes, movimiento de uniformes e incluso el acceso a compañía de jóvenes mujeres: “pero no vale tocar” se oye recomendando a Kuscaya.

El abogado de las víctimas anunció que esta semana se presentará la solicitud para la ampliación de la investigación.

En el mismo caso, se tiene pendiente la audiencia cautelar del general Omonte imputado el 11 de junio que debe ser fijada por el recién posesionado juez séptimo cautelar, Juan Carlos Garfias.

ANTECEDENTES

Kuskaya Velasco Robles es investigada por presunta estafa a más de 9 familias por un monto cercano a los 80.000 dólares que ella pedía meses antes de la convocatoria, en diferentes gestiones con casos que datan del 2010. Al momento, cuatro de esas familias han presentado denuncia formal.

Según el testimonio, uno de los denunciantes, la mujer que además de fingir tener gran influencia con jefes policiales, vestir y aparentar ser funcionaria policial decía ser pareja de un capitán que cumple servicios en la Anapol.


Comparte
Síguenos en Facebook