La oposición aún digiere el fallo del TCP y Evo ya piensa en victoria en 2019

El fallo que autorizó la repostulación ilimitada de Evo Morales y otras autoridades electas por voto directo activó las alarmas en la oposición, que reaccionó con protestas callejeras, advertencias de golpe a la democracia, anuncios de denuncia ante tribunales internacionales y convocatorias para votar nulo en las elecciones judiciales de este domingo.

Desde distintos escenarios convocó a la unidad contra el Gobierno, aunque sin identificar una plataforma común de lucha, mientras que el oficialismo cerró filas en defensa del cuestionado fallo e incluso el presidente Evo Morales ya comenzó a hablar como el candidato ganador de las elecciones generales de 2019.


P U B L I C I D A D 
Es más, lanzó a los opositores el desafío de dejar de debatir y buscar la unidad para enfrentarlo, aunque anticipó que “estos eternos perdedores siento que van a seguir perdiendo”.

El fallo se conoció en la tarde de ayer, tras lo cual emitieron pronunciamientos de rechazo, por separado, los jefes de Unidad Nacional, Samuel Doria Medina; de Movimiento Demócrata Social, Rubén Costas y de Soberanía y Libertad, Luis Revilla; además de los expresidentes Jorge Quiroga y Carlos Mesa y las bancadas de la oposición en la Asamblea Legislativa.

Todos coincidieron en que la decisión del TCP representa un golpe a la democracia, a la Constitución Política del Estado y al resultado del referéndum nacional del 21 de febrero de 2016, en el que los bolivianos rechazaron la repostulación del Presidente y del Vicepresidente.

Esta mañana, Morales ofreció una conferencia de prensa en la que aseguró que la noticia le cayó por sorpresa y dijo que la decisión garantiza la estabilidad de la democracia. Poco después asistió al acto de inauguración de la exportación de fertilizantes a Brasil, donde criticó los cuestionamientos de los opositores.

“La derecha, en vez de cuestionar debería de prepararse más bien para ir a las elecciones”, afirmó, en la misma línea que poco antes habían trazado otros oficialistas en entrevistas en distintos medios, entre ellos el viceministro de Coordinación con los Movimientos Sociales, Alfredo Rada.

“Con el fallo del TCP el debate se empieza a cerrar…en la oposición creo que deberían preocuparse ahora sí en trabajar un proyecto para el país”, afirmó a la conclusión de la reunión del gabinete ministerial.

Mientras hacía esas declaraciones en el Palacio de Gobierno, en la plaza principal de la ciudad de Cochabamba decenas de personas protagonizaron una marcha de protesta rechazando el fallo del TCP y convocando al voto nulo para las elecciones del domingo.

Minutos después ocurrió lo mismo en la Plaza Murillo de La Paz. Primero un grupo de activistas logró ingresar con carteles llamando el voto nulo y luego hicieron lo mismo asambleístas de la oposición. Ambos grupos fueron dispersados por la Policía, el primero con el uso de agentes químicos.

Protesta contra la repostulación en la plaza Muriollo de La Paz.

El ministro de Justicia, Héctor Arce, además de los presidentes de las cámaras de Diputados y Senadores, Gabriela Montaño y José Alberto Gonzales, también ofrecieron conferencias de prensa para defender y argumentar el fallo del TCP.

Los tres coincidieron en que la decisión de los magistrados está sustentada por la normativa nacional e internacional y llamaron a los opositores a respetarla. Arce consideró que no habría sido democrático que Morales no participe en los comicios de 2019.

Las bancadas de la oposición también ofrecieron una conferencia de prensa para reiterar su denuncia de golpe a la democracia y acusar a los magistrados del TCP de haberse burlado del voto que emitieron los bolivianos el 21 de febrero de 2016.

Sobre la eventualidad de conformar un frente común para hacer frente a Morales, el senador Óscar Ortiz, de Unidad Demócrata, dijo que no es el momento. “¿De qué sirve ir haciendo cálculos electorales, si en el país ya no se respetan los resultados de la votación? Obviamente en el momento electoral, yo creo que todos tenemos la responsabilidad de articular una alternativa que gane las elecciones”, sostuvo.

Su correligionario y colega Arturo Murillo, coincidió en que no es el momento de hablar de candidaturas o de un proyecto hacia el 2019 "cuando se mató a la democracia”. 

Comparte
Síguenos en Facebook