Los rostros del crimen: expusieron las fotos en color de los gangsters más famosos de EEUU

Una serie de fotografías recién coloreadas revive las escalofriantes caras de algunos de los mafiosos más notorios de Estados Unidos.


Publicadas por primera vez este viernes, en el 120° aniversario del nacimiento del rey del crimen Charles 'Lucky' Lucciano, las impactantes imágenes muestran la época en que todo el inframundo criminal estaba controlado por la mafia.

Adhiriéndose a las tradiciones establecidas por los jefes de la mafia en Sicilia – el honor, la lealtad y el respeto a los territorios – sus imperios criminales se construyeron a base del asesinato, la extorsión y el juego ilegal, desde Nueva York a Nevada.

Las fotografías muestran los rasgos de asesinos despiadados como Al Capone, Tony the Hat, Machine Gun Kelly y Frank Costello en sus propios hogares u oficinas.


El capo Charles 'Lucky' Lucciano es considerado por muchos como el padre del crimen organizado moderno. El jefe mafioso organizó 'The Syndicate' en 1931, que reunió a los cinco jefes de las familias criminales estadounidenses en Nueva York. Después de ser arrestado, fue recompensado por ayudar al gobierno de EEUU durante la Segunda Guerra Mundial en un acuerdo que le permitió ser deportado a Italia después de la guerra. Murió en 1962, a la edad de 64 años.


Al Capone, uno de los mafiosos más notorios que jamás haya existido, era el temido jefe del crimen de Chicago y director de redes criminales por todo "el Medio Oeste". Se hizo famoso durante la época de la Ley Seca, cuando tenía solo 26 años, al hacerse cargo de una organización dedicada a las cervecerías ilegales y una red de transporte que llegaba hasta Canadá, con protección política y policial detrás suyo. Se asumió ampliamente que él fue responsable de ordenar la masacre del día de San Valentín de 1929, que resultó en la muerte de siete hombres de una pandilla rival. Finalmente fue llevado a la justicia a la edad de 33 años, no por drogas, alcohol ilegal o cargos de asesinato, sino por evasión de impuestos.


Anthony Cornero Stralla, también conocido como Tony the Hat, fue un exitoso empresario de contrabando y apuestas que operaba en el área de California. También dirigió y operó varios casinos de Las Vegas cuando la ciudad comenzó a levantarse. Nació en Lequio Tanaro, en el norte de Italia, y murió en circunstancias sospechosas en 1955 jugando a los dados.


Joe Profaci, quien fundó la familia Profaci en Nueva York (ahora conocida como la familia Colombo), controlaba las apuestas, la prostitución y el narcotráfico en Brooklyn en 1930. La suya fue la última en fundarse de las llamadas "cinco familias" de Nueva York. Continuó siendo el jefe del grupo criminal durante tres décadas hasta que murió de cáncer de hígado en 1961.


Meyer Lansky fue una figura muy influyente en las comunidades criminales judías estadounidenses e italo-americanas. Fue conocido cariñosamente como "el contador de la mafia", pero nunca cumplió condena por sus actividades y murió a los 80 años en 1983.


George 'Machine Gun' Kelly, un gángster de la era de la prohibición que operaba desde Tennessee y obtuvo su apodo de su arma preferida: una ametralladora Thompson. Él y su pandilla fueron los más famosos por el secuestro del magnate y empresario Charles F. Urschel en julio de 1933 por el cual él y su pandilla cobraron un rescate de USD 200.000.


Dutch Schultz era una figura prolífica en la industria del contrabando en los años 1920 y 1930. Fue perseguido implacablemente por el fiscal Thomas Dewey, por quien solicitó permiso de los jefes de la mafia para asesinarlo. La cúpula criminal se negó, pero igual hizo un intento independiente de matar a Dewey y falló. Como resultado de su desprecio de las reglas transmitidas por los patrones, Schultz fue asesinado en 1935.


Vito Cascioferro, o Don Vito, fue un miembro prominente de la mafia siciliana a principios del siglo XX y operó en Estados Unidos durante varios años.


John Dillinger, el famoso pistolero de los años 20, robó 24 bancos y cuatro estaciones de policía. Fue alabado por los medios de comunicación como una figura al estilo de Robin Hood mientras estaba prófugo de la ley. Escapó de la cárcel dos veces y fue asesinado en 1934 en un tiroteo con la policía al salir de un cine.


Joe Gallo, también conocido como Crazy Joe, era un gángster de la familia Profaci con base en Nueva York que comenzó las guerras de Columbo, uno de los conflictos más sangrientos en la historia del crimen organizado (Joe se suicidó como resultado de la "guerra"). En 1950, después de un arresto, fue temporalmente internado en un hospital donde fue diagnosticado con esquizofrenia. Comenzó su carrera como asesino a sueldo y luego pasó a la extorsión y fue dueño de varios clubes nocturnos de Manhattan. Dicen que tenía como mascota un león llamado Cleo.


Johnny Torrio fue uno de los fundadores del imperio del crimen de Chicago durante la era de la Ley Seca. Fue sucedido por su 'protegido' Al Capone en la década de 1930.


Micky Cohen fue el jefe de la familia Cohen con sede en Los Ángeles en la década de 1930 y 1940. Inmigrante ucraniano, era conocido por tener estrechos vínculos con las familias criminales italoamericanas.


Benjamin 'Bugsy' Siegel fue uno de los impulsores del desarrollo de Las Vegas después de la Segunda Guerra Mundial. Muy influyente en el crimen organizado estadounidense italiano y judío, fue asesinado a tiros en su casa por un agresor desconocido en 1947.


Gerald Chapman lideró una pandilla a principios de la Ley Seca en 1919 hasta su muerte en 1926, cuando fue ahorcado por sus crímenes. Fue el primer criminal en ser ampliamente etiquetado 'Enemigo Público Número Uno' por la prensa.

Comparte
Síguenos en Facebook