Boko Haram difunde un vídeo de las estudiantes de Chibok secuestradas: «No volveremos nunca»

Los militantes islamistas de Boko Haram han publicado este lunes un nuevo vídeo en el que alegan mostrar a 14 de las estudiantes secuestradas en el pueblo nigeriano de Chibok, en abril de 2014.

A pesar de la formidable campaña internacional para su liberación, las chicas que aparecen en la grabación prometen no querer volver a ver a sus padres. Dirigiéndose a la cámara, una de las rehenes dice: «Somos las chicas Chibok. Lloráis para que regresemos. Pero por la gracia de Alá, no volveremos con vosotros».

Tres de las estudiantes en la grabación sujetan en brazos a bebés y todas llevaban la cabeza cubierta con hijabs negros o azules.

Las portavoz de las colegialas en el video también envía un mensaje a sus compañeras en libertad. «Pobres almas, lamentamos a nuestras otras chicas Chibok que decidieron regresar a Nigeria. Alá las bendijo y las trajo al califato para que adoren a su creador. Pero en cambio, eligieron regresar a la falta de fe».

El video dura 21 minutos y no se sabe ni cuándo ni dónde se grabó pero se sospecha que las chicas que aparecen en él se encontraban bajo coacción. Aún así, estas imágenes demuestran el nivel de control de los captores tienen sobre ellas y seguramente agraven el sufrimiento sus familiares.

Según la colegiala que habla en la grabación, el líder de facción de Boko Haram, Abubakar Shekau las habría “casado a todas.” "Vivimos en la comodidad. Él nos proporciona todo. No nos falta nada,” añade.

Shekau también se ve en el video, disparando una ametralladora al aire y hablando ininterrumpidamente durante 13 minutos sobre como las chicas que se han quedado con ellos han «entendido la locura» de la educación secular.

Un conflicto con 20.000 muertos
El nombre de Boko Haram se traduce generalmente como «la educación occidental es pecado» y el grupo lleva años atacando y destruyendo escuelas que no siguen un plan de estudios religioso.

Pero su mayor secuestro fue el de Chibok, un pueblo de mayoría cristiana en el estado de Borno, al Noreste del país. Era la semana antes de exámenes, y las niñas estaban durmiendo cuando los militantes entraron en el edificio, secuestrando a 276 de ellas.

Unas 60 consiguieron escapar esa misma noche y, en mayo pasado, Boko Haram intercambió a 82 de las chicas después de una larga mediación con el gobierno. El trato incluyó un pago a los insurgentes y la liberación de varios miembros de alto rango del grupo que estaban encarcelados. Desde entonces, otras 24 chicas han sido liberadas por el ejército o han conseguido escapar por su cuenta.

Organizaciones humanitarias continúan a exigir el rescate de las que siguen presas en el bosque pero recuerdan al público que las colegialas son tan solo una fracción de los miles de civiles secuestrados por Boko Haram. El mismo video publicado hoy también muestra a un grupo de mujeres policías, que fueron secuestradas en el estado de Borno el año pasado.

Los terroristas a menudo usan a mujeres como sirvientas o esclavas sexuales mientras que hombres y niños son reclutados a la fuerza para luchar.

Este sangriento conflicto comenzó en 2009 cuando Boko Haram declaró la guerra al gobierno Nigeriano y anunció su intención de crear un califato islámico en el noreste del país. Desde entonces, unas 20,000 personas han muerto y más de 2,6 millones se han visto forzadas a abandonar sus hogares.

Comparte
Síguenos en Facebook