Destacan rol conciliador de Gringo y observan a Montaño

Beatriz Layme  / La Paz
Por mostrar un rol conciliador, legisladores de oposición aprobaron la gestión de José Alberto Gringo Gonzales como presidente del  Senado. Pero observaron el trabajo de Gabriela Montaño, presidenta la Cámara de Diputados, de quien aseguran  tiene un perfil  confrontador.


En tanto, legisladores del Movimiento Al Socialismo (MAS)  aprobaron la gestión de Gonzales y Montaño. Afirman que ambos tuvieron la capacidad de articular la aprobación de varias leyes.

Gonzales, senador por La Paz, y Montaño, diputada por Santa Cruz, dirigen las cámaras desde 2015.

Entre 2010 y 2014, Montaño se desempeñó como senadora e incluso llegó a presidir esa Cámara entre 2012 y 2013.

“Hemos hecho evaluaciones personales y hay una corriente mayoritaria que aprueba la gestión de los presidentes de ambas cámaras;  por tanto se solicitará la ratificación de estos legisladores. Ambos tuvieron la capacidad de articular la aprobación de varias leyes, existen buenos resultados”, manifestó el senador oficialista Omar Aguilar.

No obstante, la oposición discrepa con esa opinión. El senador Yerko Núñez, de la bancada de Unidad Demócrata, manifestó que cuando no se tocan temas políticos, ambas autoridades legislativas “son buenas personas, al menos el presidente del Senado”, pero esa situación cambia “cuando vienen instrucciones de Palacio de Gobierno, ahí ya no escuchan. Cambian totalmente porque deben obedecer”.

En la misma línea, su colega Arturo Murillo indicó que  Gonzales -que es periodista-  es el único que tiene una nota de aprobación, porque es una persona “conciliadora”,  a diferencia de Montaño,  quien -a su parecer- “es demasiado confrontadora”.

“El país lo que necesita es gente conciliadora y que no busque la confrontación. Yo ahí, con mucha claridad, aplazo a la diputada Montaño. Es una persona demasiado confrontadora. De Gringo Gonzales destaco su capacidad de conciliar. Yo veo que es un hombre de conciliación,  no de confrontación; hasta a veces te toma el pelo, pero concilia”, manifestó Murillo.

Gabriela Montaño
Prueba del carácter concertador de Gonzales -pusieron de ejemplo los opositores- es que en las reuniones del diálogo por el polémico artículo 205 del Código del Sistema Penal, entre los presidentes de Cámara y los médicos,  no se llegó a un buen puerto.  Pero el acercamiento -afirmaron- tuvo resultados cuando la negociación fue dirigida por  Gonzales y el ministro de Gobierno, Carlos Romero. 

En ese marco, el diputado Rafael Quispe, quien está en huelga de hambre exigiendo la abrogación total del Código Penal,  señaló que “con conciliadores podemos avanzar en el país, no con confrontadores”.

A las críticas se sumaron legisladores del partido oficialista, que cuestionaron a Gabriela Montaño, aunque pidieron no ser identificados, para evitar represalias de su bancada.
  
El senador Núñez lamentó que ambas autoridades legislativas no cuestionen las órdenes de Palacio Quemado.   “Mandan las leyes de Diputados y no se puede mover una coma en Senado y ahí el presidente (Gonzales) baja su calificación,   sería bueno que ahí (en el pleno de Senado)  se corrija y no sólo cumpla ordenes”, manifestó el opositor.

Las presidencias de Senado y Diputados para la legislatura 2018-2019 se definirán en las próximas horas. El oficialismo apuesta por la ratificación de Gonzales y Montaño.

¿Quiénes  son?

Gonzales  José Alberto Gonzales, de profesión periodista, desempeñó labores como  Cónsul y embajador de Bolivia en Argentina,  durante el segundo Gobierno del presidente Evo Morales.
Montaño  Gabriela Montaño fue representante presidencial en Santa Cruz. En las elecciones de 2009, fue elegida senadora. En 2012, ante la ausencia de Morales y el vicepresidente Álvaro García Linera,  ocupó la silla presidencial.

Comparte
Síguenos en Facebook