Dirigente de Conalcam dice que pasa el Dakar y habrá chicote a ‘conspiradores’

El Jiliri Apu Mallu del Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq) afín al MAS y miembro de la Conalcam, Hilarión Mamani, advirtió este jueves que una vez pase la competencia internacional del Dakar en Bolivia, las organizaciones sociales del Gobierno se organizarán para aplicar la justicia indígena-originaria y “manejar a chicote” a los conspiradores al gobierno.

Mamani dijo que identificaron a oportunistas y activistas aliados a los opositores Samuel Doria Medina de Unidad Nacional y al alcalde Luis Revilla que incentivaron el conflicto médico y el paro de transporte pesado nacional,  con el fin de crear un ambiente hostil en los días previos a la preparación y recibimiento de los competidores.

En su criterio, el paro médico tiende a privatizar las atenciones de salud, al contrario de las organizaciones sociales que buscan la salud universal. Observa que en el caso del transporte no es una decisión orgánica,  sino que “grupos, familias y algunos oportunistas se aliaron para salir a bloquear y conspirar políticamente”.

“No les vamos a permitir. Pasa el Dakar vamos a ver. Vamos a preparar orgánicamente, yo creo que hay que aplicar la justicia ordinaria-indígena para aquellas malas autoridades y malos diputados  que están conspirando contra este proceso que es la lucha de las organizaciones sociales y con chicote vamos a manejarlos a aquellos que están velando sus intereses personales”, declaró a Erbol.

Aclaró que el chicote aplicará también a los oportunistas de la derecha que manejan a los estudiantes de medicina y a otros dirigentes indígenas que aparecen como si tuvieran apoyo de las bases. “A estos también hay que darles chictote”, remarcó Mamani.

Sostuvo que los indígenas y campesinos quieren un pensamiento colectivo para todo el Estado Plurinacional y “vamos a defender digan lo que digan”,  porque dijo que el Código Penal no sanciona, sino previene un sentimiento humanitario para el trato a los pacientes.

Por ahora, las organizaciones sociales saldrán con los brazos abiertos para recibir a los competidores del Dakar de distintos países que llegarán este jueves.

Recordó que cuando por primera llegó el Rally Dakar por Bolivia, igual quisieron bloquear con alambres de púa, con burros y llamas en el Salar de Uyuni.

Comparte
Síguenos en Facebook