Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
La tragedia ocurrió en el Prensa Club de San Miguel de Tucumán (Argentina) y el niño murió durante su primer día de colonia.


Nahuel González tenía siete años y falleció el último 12 de enero. Lo que debía ser un día de alegría y divertimento terminó en una tragedia irreparable y durante su primer día de colonia falleció ahogado en el Prensa Club de San Miguel de Tucumán.

A pesar del dolor, los padres del menor decidieron poner los órganos de su hijo a disposición del Incucai para intentar generar vida entre tanto dolor que habían sufrido.

“Son ocho familias que encontraron la paz”, escribieron los padres del menor, cuyos órganos salvaron la vida de ocho personas que estaban en estado crítico. “Dios se llevó a nuestro Nahuelito al cielo, pero volvió como una bendición para nosotros y para todas esas familias que hoy calmaron su sufrimiento”, afirmaron.


Carolina, la madre de Nahuel, lamentó no haberse quedado ese día para poder cuidar de su hijo y explicó que decidió irse del natatorio para que el niño venciera la barrera de la vergüenza y se integrara al grupo de chicos que asistían a la colonia.

“Si yo me quedaba, no se iba a poder integrar con los demás. Por eso me dijeron que me vaya tranquila”, explicó la madre que antes de la tragedia volvió al club para darle un par de zapatillas que se había olvidado. “En ese momento me dio el último beso”, comentó con dolor.


“Mi hijo fue un héroe. Nació prematuro, de 30 semanas. Estuvo 45 días peleándola, seis meses en cama para que pueda nacer y ahora estamos vacíos, vacíos sin nada”, comentó la mujer que ese mismo día recibió un llamado del club anunciándole que su hijo se había descompuesto y había sido trasladado al Hospital de Niño Jesús.

“Si alguien ha visto algo, que se dirija a declarar. Los profesores nunca se han acercado. Han sacado comunicados de prensa, pero nunca han venido a dar la cara. No sé qué le ha pasado a mi hijo. Estamos destruidos”, explicó la mujer que exige justicia.

Fuente: Mitre