Entra en vigor medida anunciada contra el nepotismo en el Ejecutivo argentino

El Gobierno de Argentina formalizó hoy a través de un decreto la medida anunciada esta semana por el presidente Mauricio Macri que prohíbe a los familiares de ministros y miembros de su gabinete ocupar un puesto laboral en el sector público nacional sin haber sido designado mediante concurso.

La resolución dictamina, según publicó el Boletín Oficial de la Nación, que no se podrán designar personas que tengan algún vínculo de parentesco "tanto en línea recta como en línea colateral hasta el segundo grado" con ningún miembro relacionado con el gabinete de ministros, así como con el presidente y vicepresidente del país.

Quedarían incluidos en la cláusula, de esta manera, padres, hijos, cónyuges, hermanos, abuelos y nietos de los funcionarios.

El dictamen también expone que se verán exentas de la nueva regulación las personas designadas "mediante procesos de selección por concurso público" o que "cuenten con estabilidad en el cargo".

Ya el pasado martes, el ministro argentino de Modernización, Andrés Ibarra, confirmó que varios familiares de ministros habían renunciado a su puesto.

Posteriormente se confirmó que entre ellos se encuentran el hijo de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y el padre del ministro de Interior, Rogelio Frigerio, de su cargo en la petrolera estatal YPF.

Con la incorporación de esta nueva prohibición, sumado a la salida de lo que serán alrededor de 1.000 cargos políticos, según explicó Macri en el mismo momento que anunció la aprobación de este decreto, buscan dejar "el 50 por ciento de los cargos concursados" en los próximos dos años, según explicó Ibarra.

Comparte
Síguenos en Facebook