Trump asegura proteger "santidad de la vida" en su primer aniversario en la Casa Blanca

EFE
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró contundentemente hoy haber protegido la "santidad de la vida" en su primer año en la Casa Blanca durante un discurso ante la "Marcha por la Vida", una manifestación antiabortista celebrada en las calles de Washington.

"Estamos protegiendo la santidad de la vida y, la familia como la fundación de nuestra sociedad", dijo Trump en su intervención desde la Casa Blanca y que fue retransmitida a través de enormes pantallas en el National Mall, la gran explanada que une el Monumento a Lincoln con el Capitolio y donde se celebra la marcha.

En su discurso, el mandatario presumió de las medidas que ha tomado para dificultar el derecho al aborto desde que fue investido presidente el pasado 20 de enero.

En su primera semana en el poder, Trump firmó una orden ejecutiva que prohíbe el uso de fondos del Gobierno para subvencionar a grupos que practiquen o asesoren sobre el aborto en el extranjero, una política republicana que data de la década de 1980 y que su antecesor, Barack Obama, había cancelado.

Además, esta misma semana Trump anunció la creación de una nueva división dentro del Departamento de Salud destinada a blindar legalmente a aquellos médicos que, alegando motivos religiosos, se nieguen a practicar abortos o dar tratamiento a pacientes transgénero

"En mi Gobierno, siempre defenderemos el primer derecho recogido en la Declaración de la Independencia, el derecho a la vida", prometió el gobernante en su intervención ante los manifestantes.

Trump es el primer presidente que se dirige vía satélite a la "Marcha por la Vida", que celebró este año su 45 edición y tiene el apoyo de organizaciones religiosas de todo el país.

Los expresidentes republicanos Ronald Reagan (1981-1989) y George W. Bush (2001-2009) dieron un discurso en las marchas de 1987 y 2008, respectivamente, pero lo hicieron por teléfono y los manifestantes no pudieron ver la imagen del presidente, como ocurrió hoy con Donald Trump.

Un año con la peor aprobación en la historia moderna

Trump, cumplirá este sábado su primer aniversario en la Casa Blanca con la aprobación más baja de un presidente en la historia moderna en su primer año, según un sondeo publicado hoy por la cadena NBC.

Tan solo un 39 por ciento de los estadounidenses aprueba el trabajo desempañado por Trump como mandatario, el nivel más bajo registrado por un "presidente moderno" en la historia, según la encuesta, elaborada por la NBC junto al diario The Wall Street Journal.

Mientras, el 57 por ciento de la población desaprueba la labor de Trump y un 51 por ciento rechaza "fuertemente" su desempeño desde que alcanzó la Presidencia.

Por contra, uno de cada cuatro estadounidenses, un 26 por ciento, aprueba "fuertemente" la actuación del magnate republicano, que tomó posesión del cargo el 20 de enero de 2017.

La diferencia de aprobaciones se agudiza entre los votantes de cada partido, ya que el 78 por ciento de los republicanos se muestra satisfecho con Trump en sus primeros 365 días en el poder, cuando solo el 8 de los demócratas comparte esta opinión; entre los independientes, uno de cada tres -33 por ciento- lo ve positivo.

Entre los que aprueban a Trump, destaca un 46 por ciento de los hombres, un 45 por ciento de los varones blancos y un 41 por ciento entre las personas mayores, según el sondeo.

Esta proporción cae hasta el 35 por ciento entre quienes tienen una edad comprendida entre los 18 y los 34 años, a un 33 por ciento entre las mujeres, a un 26 por ciento entre latinos y a un 8 por ciento entre los afroamericanos.

En comparación con otros presidentes, la aprobación de Trump dista mucho de la de otros mandatarios en su primer año: el también republicano George W. Bush cosechó un 82 por ciento y los demócratas Bill Clinton y Barack Obama mantuvieron un 60 por ciento y un 50 por ciento, respectivamente.

Entre las afirmaciones escogidas por los encuestados para definir cómo se sintieron con el primer año de esta Presidencia, el 38 por ciento dijo estar "asqueado"; el 24 por ciento, "asustado"; el 23 por ciento, "esperanzado"; el 12 por ciento, "orgulloso"; y el 11 por ciento, "enfadado".

Sobre los logros más positivos durante este año de Trump en la Casa Blanca, el 20 por ciento escogió "la fuerte economía y el bajo desempleo", mientras el 13 por ciento apoyó la idea del presidente de "poner Estados Unidos primero".

En esta línea, el 37 por ciento consideró que ninguna de las respuestas potenciales les parecía "positivas" dada la actuación del presidente.

El sondeo se basó en entrevistas a 900 adultos realizadas entre los días 13 y 17 de enero y presenta un margen de error de 3,3 puntos porcentuales.

Comparte
Síguenos en Facebook