Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
El gobierno, Cámara Boliviana de la Construcción y la Confederación de Empresarios Privados firmaron, este lunes en Palacio de Gobierno, un acta de entendimiento para facilitar el acceso de las empresas a los contratos del Estado y liberar en forma paulatina las boletas de garantía según la certificación de avance.

El vicepresidente Álvaro García Linera dijo que el convenio tiende a dinamizar al sector de la construcción y a la empresa privada que bajo el actual modelo, cuando se adjudica una obra debe presentar una boleta de garantía por el 7% del valor total del contrato y solo es devuelta la garantía a la conclusión y recepción definitiva de la misma.

Explicó que hay obras que demandan años de construcción y esa garantía se constituye en capital inmovilizado y en muchas ocasiones hasta innecesario porque si bien la obra pudo haber sido entregada, pero la garantía permanecía hasta la recepción final que demanda otro tiempo adicional.

Señaló que a partir de este convenio, que todavía será motivo de trámite interno en los reglamentos del ministerio de Economía y de Obras Públicas, el Estado liberará el dinero de la garantía hasta el 70%, cuando se compruebe que la obra tuvo similar avance. 

Acordaron instituir un sistema de conciliación anticipada en la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) y Fondo Nacional de Inversión Productiva y Social (FPS) para la recepción y liberación de garantías, pero si se observa que la empresa adjudicada no cumplió, no se podrá liberar el dinero de garantía. 

Otro de los acuerdos es incrementar la subcontratación hasta el 40% de las empresas bolivianas, en los contratos que el Estado suscribe con empresas privadas de otros país y que se adjudican  obras estatales. Asimismo, se acordó que en las construcciones de carreteras, la misma puede ser fraccionada y adjudicada a alguna empresas boliviana que tenga capacidad económica.

Explicó que muchas empresas por los elevados costos, la empresas privada boliviana no siempre tiene la capacidad económica para adjudicarse, pero con este convenio la obra podrá ser fraccionada y licitada en tramos. También las empresas constructores podrán utilizar las planillas de los contratos estatales para acceder a crédito bancario.

El vicepresidente celebró la firma de este convenio con el sector privado porque permitirá liberar recursos y facilitar que las empresas privadas vuelvan a invertir los mismos en más obras estatales que a la vez generen fuentes de empleo para los jóvenes profesionales.

7/TENDENCIAS/carousel