Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
La Iglesia católica se unió a las voces que piden indulgencia para  el boliviano condenado a morir en la horca en Malasia por intentar introducir 450 gramos de cocaína  a ese país, según  informó el arzobispo de Sucre, monseñor Jesús Juárez.

“La Iglesia acompaña a los familiares y al hermano Víctor Parada que se encuentra lejos de su patria, le prometemos cercanía a través de la oración” dijo en un mensaje el prelado de la Iglesia.

El pasado 5 de enero Parada fue condenado a morir en la horca por tratar de introducir droga a ese país.

Parada fue detenido en 2013 en Kuala Lumpur. El 8 de diciembre de 2017 se instaló el juicio en su contra y un mes después la justicia de Malasia lo condenó a morir en la horca.

Según la ley de ese país que rige desde 1952, las autoridades judiciales deben sancionar con la pena de muerte a quien sea detenido en posesión de más de 40 gramos de cocaína.

Nos “adherimos a las voces que claman porque los países donde rige la pena de muerte se adhieran a naciones cuya normas que imponen la cadena perpetua, pero se respete la vida como un don de Dios”, dijo Suárez.

Manifestó que espera que “que se haga todo lo posible por la vía diplomática y no se escatimen esfuerzos para poder salvar una vida” y envió un mensaje a “los parientes que están en España para que sientan que la Iglesia apoya su pedido de clemencia por su vida”.

La Cancillería ha anunciado que iniciará gestiones  a través de la misión diplomática boliviana en Perú y enviará a Kuala Lumpur a una delegada diplomática para que apoye la apelación que la familia de Parada ha formulado pidiendo se revoque la sentencia.

Fuente: noticiasfides.com
7/TENDENCIAS/carousel