Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
El ejecutivo regional, José Quecaña, informó que las transferencias de recursos al Seguro Universal de Salud (Susat) no se pueden concretar porque la Gobernación de Tarija adeudaría al Gran Chaco más de 32 millones de bolivianos, por concepto del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH).


“Desde el mes de mayo, el gobernador Adrián Oliva no desembolsa los recursos que le corresponden a la región. Villa Montes, Caraparí y Yacuiba le enviarán una carta para que cumpla sus responsabilidades, considerando que la salud se financia con IDH”, señaló José Quecaña.

Esta irregularidad ameritaría, luego de una carta oficial, otras medidas más radicales puesto que la salud, la educación y la seguridad ciudadana de la población estarían en riesgo.

Frente a las declaraciones del coordinador de la Red de Salud, Fabián Audiverth, en sentido de que el Gobierno Regional no cumple con las transferencias, explico que Audiverth no tiene conocimiento del tema; porque quien no transfiere los recursos es la entidad de la que él depende.

Quecaña anunció que los próximos días se reunirán las autoridades de las tres jurisdicciones y definirán los procedimientos legales que permitirían efectivizar las transferencias.

“Si el gobernado cumplía su palabra, en este momento no habría problemas en la recarnetización, en el funcionamiento de los equipos o en la dotación de insumos, medicamentos y reactivos; él dijo lo que es del Chaco para el Chaco, solo tiene que respetar lo que dijo.

Finalmente, cuestionó el rol de los dirigentes cívicos y los asambleístas, porque no se pronunciaron sobre el tema hasta el momento, considerando que esa es la raíz de los problemas en el hospital Rubén Zelaya./Agencias
7/TENDENCIAS/carousel