Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
Ante las declaraciones del ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, de considerar una planificación para avanzar en la exploración y explotación de gas no convencional, cuatro especialistas en hidrocarburos consultados por este medio observaron los riegos medioambientales, la alta inversión y la ausencia de mercados de exportación para el recurso natural.

En una entrevista realizada por Los Tiempos el pasado 31 de enero, Sánchez calificó las reservas bolivianas de gas como “astronómicas”, en el marco del proceso de licitación para realizar las reservas de gas.

“En una planificación a largo plazo hay que pensar que si Bolivia tiene grandes potencialidades (gas no tradicional), como lo estamos viendo por estos primeros informes, hay que pensar en desarrollar en los próximos años”, sostuvo Sánchez a fines de enero.

Sin embargo, aclaró que la exportación y explotación de gas convencional continúa siendo la meta para el Gobierno.

“Pero no podemos dejar de no estudiar, cuando usted tiene grandes recursos en el subsuelo, y, bueno, esa es la tendencia del mundo y no estamos nosotros, Bolivia no está fuera de esta tendencia ¿no?”, añadió Sánchez.

Al respecto, el especialista en hidrocarburos de la Fundación Jubileo, Raúl Velásquez, y el exinvestigador del Centro de Documentación en Información Bolivia (Cedib), Jorge Campanini, coincidieron por separado al advertir que la exploración de gas no tradicional puede provocar contaminación en el suelo y agua de las zonas de exploración, de no contar con la tecnología y los recursos necesarios.

“La fractura hidráulica (fracking) consiste en la inyección de lodo con componentes químicos y explosivos a profundidades donde se estima que pueden estar los reservorios para explotación, obviamente contamina acuíferos y la tierra misma donde se encuentras los hidrocarburos”, explicó Velásquez.

Por su parte, Campanini lamentó que el Gobierno quiera implementar nuevamente la práctica del “fracking”, recordando que el año 2015 el exministro de presidencia Juan Ramón Quintana condenó la técnica.

“No estoy alegre por las reservas de gas no convencional anunciadas por el Ministro, esto causa mayor susceptibilidad. El impacto ambiental es mucho más duro y preocupante que el de un pozo convencional (…), incluso en países como Estados Unidos han vinculado sismos con el ‘fracking’. Para mí, nada justifica esta técnica”, agregó Campanini.

De igual manera, Campanini mencionó que los pozos donde se realiza la fractura hidráulica están a diez metros de distancia, es decir que pueden existir más de 200 pozos perforados.

Por otra parte, los especialistas en hidrocarburos Bernardo Prado y Hugo del Granado coincidieron por separado al afirmar que la exploración de gas no convencional es un beneficio para el país, pero se debe contar con la tecnología adecuada para no dañar los reservorios de agua al momento de perforar el suelo, al igual que una empresa experimentada en el tema para minimizar considerablemente los daños ambientales.

“Se ha demostrado que no hay daños ambientales mayores a los que produce la explotación de gas convencional. El gas no convencional está a mayor profundidad que los acuíferos, se ha descartado la contaminación de los mismos siempre y cuando se tome la precaución para la utilización de los suelos”, explicó del Granado.

Asimismo, Prado afirmó que el país está muy lejos de aprovechar las reservas de gas no convencional, ya que este proceso requiere de tecnología especializada y gran cantidad de agua.

“Argentina lleva años tratando de aprovechar estos recursos y recién lo está logrando. (…) Nosotros aún no estamos preparados, es un proyecto a largo plazo”, añadió Prado.

2015 el Gobierno quiso hacer la exploración y explotación de gas no convencional mediante la fractura hidráulica o “fracking” de los esquistos.

10 metros es la distancia en la que pueden estar los pozos de “shale gas” o gas no convencional; pueden haber hasta 200 pozos en un solo lugar.

ESPECIALISTAS CRITICAN DECLARACIONES

Especialistas en hidrocarburos criticaron las declaraciones del Ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, al calificar las reservas bolivianas de gas como “astronómicas”, ya que carece de información precisa.

El especialista en hidrocarburos de la Fundación Jubileo, Raúl Velásquez, aseguró que las declaraciones no corresponden a una autoridad que debería dar datos concretos.

“No hay una ubicación de los reservorios que podrían tener este tipo de hidrocarburo, hablar de reservas astronómicas es apresurado”, dijo.

ANÁLISIS

Bernardo Prado. Analista en hidrocarburos

“Aún no estamos preparados para el gas no convencional”

Bolivia aún está muy lejos de aprovechar las reservas de gas no convencional que tiene, esto requiere muchas tecnologías, utiliza mucha agua y es un tema complicado para implementarlo de la noche a la mañana.

Argentina lleva años tratando de aprovechar los recursos de gas no convencional y recién está empezando a hacerlo, los costos, tecnología, el conocimiento en la materia son necesarios.

Si encontramos el yacimiento de gas no convencional, no sólo es perforarlo y ya, se requiere tecnología especial y grandes cantidades de agua para poder extraer este tipo de gas. Además se necesita transportar el gas a las plantas de procesamiento. Nosotros aún no estamos preparados, yo lo veo como un proyecto a largo plazo.

Puede haber problemas para la exploración en las zonas que se detecte gas y no haya agua, capaz en Bolivia no se tiene las cantidades grandes de agua para extraer el gas, entonces habría que analizar el costo y beneficio de este tipo de tecnología.

7/TENDENCIAS/carousel