Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
Hoy estará ante un juez. Su defensa señala que salvó a otro trabajador. Según la autopsia, los hermanos inhalaron gases y luego murieron por asfixia por sumersión.

Mientras los familiares de Carmelito y René Cossío Rodríguez velaban a los dos infortunados, el fiscal José Parra determinó imputar por homicidio culposo a C.A.A.M., el encargado de la obra donde sucedió la tragedia. De esta forma, para hoy está previsto el sepelio de los dos hermanos en la comunidad Tarumá, cerca de La Angostura, mientras que el imputado será puesto a disposición de un juez para que determine su situación jurídica.

El aprehendido es funcionario de la empresa EJE, que es subcontratada por Saguapac para la refacción de alcantarillados.

Joadel Bravo, defensor del imputado, señaló que su cliente le manifestó que los hermanos no tenían orden de ingresar a la alcantarilla, puesto que el trabajo que debía realizar la empresa era en cielo abierto. “Al parecer ingresaron de comedidos, porque los trabajos en alcantarilla los debe realizar Saguapac”, señaló.

La misma posición expresó la cooperativa, que asumió corresponsabilidad en el hecho e indicó que los obreros habrían procedido movidos por la voluntad de trabajo que tenían. “Lo hicieron por el ímpetu de trabajo”, señaló el vocero de la cooperativa, Luis Vargas. 

A su vez, Bravo aseveró que luego de que el segundo de los hermanos Cossío no salió de la alcantarilla, un funcionario de Saguapac trató de ingresar a socorrerlo, pero su defendido fue quien logró sacarlo y fue llevado a un centro hospitalario.

Sara Rodríguez, hermana de los infortunados obreros, indicó que abogados de la empresa EJE se  contactaron con ellos ayer en la morgue para brindar la asistencia económica para los gastos de los sepelios. “Sobre las indemnizaciones, nos dijeron que hablaríamos más adelante”, afirmó.

Autopsias

Parra informó de que la autopsia determinó que la causa de las muertes fue asfixia por sumersión vinculada a una asfixia química previa, es decir que ambos, por la inhalación de los gases tóxicos, sufrieron la pérdida de la consciencia en el interior de la alcantarilla y al existir agua en el lugar absorbieron el líquido. Respecto a los tipos de gases y líquidos, señaló que se debe esperar el peritaje del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF).

 El dolor de la familia

René y Carmelito tenían una hermana mayor y dos menores que ellos. Ambos ayudaban a la menor que estudia en la universidad. Carmelo, el mayor, estaba separado de su esposa hace poco más de un año y estaba a cargo de sus dos hijos, de seis y ocho años. René era soltero.

Su familia es oriunda de Vallegrande, pero todos se vinieron a la capital cuando eran niños. Los dos hermanos estudiaron hasta su adolescencia, luego se unieron al trabajo de su padre, Flavio, que es contratista de obras de alcantarillado.

Los dos empezaron a trabajar muy jóvenes con él y hace unos tres meses ingresaron a la empresa EJE.

“El miércoles del paro cívico yo estuve con ellos en mi casa, reímos, jugamos... cuando estábamos viendo en el noticiario sobre el hundimiento del asfalto en la avenida Centenario, René me dijo que iba a trabajar ahí”, contó Sara, la hermana mayor de los hermanos.

Además de su trabajo y su familia, a los hermanos les gustaba practicar fútbol en su barrio.

“Ellos trabajaban construyendo y refaccionando alcantarillados, nunca supe de que ingresaran a las alcantarillas”, relató la hermana.

Rescatistas
Seguridad industrial

La Asociación Cruceña de Profesionales en Seguridad Industrial y Salud Ocupacional se pronunció contra las muertes  en trabajos con poca supervisión, sin equipos adecuados y con falta de conocimiento de las normativas legales vigentes tanto por parte de los empleadores como de los trabajadores.

DEM de la alcaldía

Roxney Borda indicó que acudieron con tres vehículos especializados (camión bombero incluido) y 15 personas, además de 25 gendarmes.

Bomberos de la policía

Se cumplieron los procedimientos de rescate con equipos de respiración autónoma para no poner en riesgo la vida de los rescatistas. En la cloaca solo había un 4% de oxígeno.