Tarija - Lea Plaza apunta al MAS en gestión de Lino por retraso de Velodromo y aumento en 60% más del costo previsto originalmente

El velódromo entregado ayer al deporte ciclístico por grave obstruccionismo, especialmente del Gobierno central, se ejecutó en diez años, tres meses y dos días con un costo total de 43 millones 702 mil 811 bolivianos, un 60% más del costo previsto originalmente.

Los datos fueron precisados por el asambleísta Mauricio Lea Plaza Peláez, para quien esta situación tiene que investigarse y establecer responsabilidades por el gran perjuicio causado a este Departamento con una obra iniciada el año 2006.

De acuerdo con el legislador, el Movimiento Al Socialismo MAS no solo perjudicó la ejecución a través de la persecución judicial, sino retrasó su continuidad “y como extra favoreció a una empresa del Gobierno al menos con 16 millones de bolivianos adicionales”.

PUBLICIDAD


Según Lea Plaza esta obra tuvo una ruta crítica tras la firma del contrato con la empresa Conalsi el 24 de octubre de 2006. El 12 de junio de 2008 la entonces ministra Nardy Suxo denunció la obra penalmente, el plazo de entrega, noviembre de 2009, se desfasó.

El primero de noviembre de 2010 se resolvió el primer contrato, el 16 de diciembre de 2010 fue suspendido de su cargo el gobernador Mario Cossío Cortez y recién el 28 de mayo de 2014 la nueva administración firmó nuevo contrato.

Este contrato se hizo con la Empresa Boliviana de la Construcción, preveían la conclusión y entrega el 14 de diciembre de 2015, compromiso que no se cumplió, la obra recién fue entregada ayer 27 de febrero de 2018, después de diez años.

El primer contrato se firmó por 27 millones 319 mil 98, se ejecutó 17,3 millones equivalente a 63% había un saldo por ejecutar superior a diez millones igual al 36,7%, de acuerdo con Lea Plaza para quien esta obra responde a una visión de desarrollo humano de Tarija.

El segundo contrato se firmó por 26,4 millones surgió una diferencia con el saldo por ejecutar de tres millones equivalente a 163%; finalmente la obra terminó costando 43 millones 702 mil 811 bolivianos, por el entrabamiento que sufrió.

La asambleísta departamental, María Lourdes Vaca Vidaurre declaró que esta obra se terminó con un costo 60 veces más al inicial, hubo incumplimiento de la empresa y es necesario que la Gobernación averigüe quién es el responsable de este daño económico a Tarija.

“Es una obra símbolo del deporte de Tarija, pero también del golpismo del masismo al Departamento, más allá de derrocar a una autoridad lo que se hizo fue postergar el proyecto casi diez años y eso tiene connotaciones económicas y sociales”, afirmó.

Publicidad

Comparte
Síguenos en Facebook