​Autos chutos terminan en el “deshuesadero”

Como en un enorme “deshuesadero”, los vehículos se encuentran estacionados en largas  filas para ser divididos en dos, luego les borran el número de chasis y los desarman en diferentes partes para ser ordenados en lotes que serán rematados para ser comercializados como autopartes.

La dirección interna de la Aduana Tarija destruye los automóviles decomisados por no tener la documentación en regla. 

Los policías y funcionarios aduaneros los llaman a los depósitos de chatarras como “deshuesaderos”, aunque en lugar de huesos sean autopartes.  Estos sitios se encuentran en los patios de las diferentes estaciones policiales.  

Existen de todas las marcas y modelos.  Camionetas, jeeps y camionetas,   incluso automóviles modernos. El procedimiento está estipulado en Ley 615 que modifica el Código Tributario.

Según el director regional de la Aduana, Paúl Castellanos Centeno, existen vehículos hace más de cinco años que se fueron acumulando, porque no había una manera de deshacerse de ellos.

“Los autos que no son seleccionados con el Ministerio de la Presidencia, pasan directamente a su destrucción, es ahí donde procedemos al corte transversal de los vehículos, para ser rematados como chatarra, ya no como vehículo”, dijo.

La generalidad proviene de un proceso por el delito de contrabando, en los que emiten un acta de intervención, mediante la que proceden al decomiso del automóvil, notifican al involucrado para que en tres días hábiles presente los descargos correspondientes,  escribiendo un informe técnico, emitiendo una resolución.

“El hecho de tener un vehículo indocumentado ya es un ilícito,  y es de contrabando que está tipificado por Ley, corresponde el comiso”, advirtió.

Si tiene la Declaración Única de Importación (DUI) o póliza, la determinación será restituirlo a su dueño; caso contrario, si no existe la documentación que acredite su legal ingreso al país,  la resolución es sancionatoria.

El procedimiento de disposición del vehículo implica ponerlo ante el Ministerio de la Presidencia que puede adjudicárselo, si no es así, es derivado al Ministerio de Economía y  Finanzas.

“El Ministerio de la Presidencia analiza los vehículos y evalúa cuáles puede disponerse y en función de eso,  se selecciona. Los que no cumplan con los requisitos pasan a la destrucción, eso indica la norma”, explicó. 

Agregó que los vehículos decomisados son modelos anteriores al año 2015, son familiares y está  prohibida su nacionalización. No salen a subasta, entonces,  son destruidos.

Desde la Dirección de Prevención de Robo de Vehículos (Diprove), dependiente de la Policía Boliviana,  indicaron que los llamados “auteros” están dedicados a “levantar” vehículos que son dejados en zonas donde no hay seguridad. 

Estas personas tendrían  dos finalidades que son desmantelarlos y venderlos por partes o enviarlos a las provincias, donde existe menor control para comercializarlos sin papeles.

“Las mercancías decomisadas por delito de contrabando que cuenten con sentencia ejecutoriada condenatoria, serán adjudicadas por la Aduana Nacional al Ministerio de la Presidencia o al Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, a título gratuito, exentas del pago de tributos aduaneros de importación”, explicaron desde esta unidad policial. 


Según la ley, la obtención de certificados para el despacho aduanero de las mercancías a ser adjudicadas al Ministerio de la Presidencia, estarán a cargo de la Aduana Nacional.

“Tenemos que esperar un proceso para disponer de los autos; sin embargo, hay un lugar donde están mientras se define la situación de cada uno”, acotó el funcionario aduanero.
Declaración

Por inmediaciones de Diprove, un hombre de unos 45 años, de iniciales J. C., mencionó que tras llevar dos años peregrinando en esa dirección policial, se dio con la noticia que su vehículo, tipo taxi, fue recuperado en las pasadas semanas y aparentemente,  lo estaban reportando como “chuto”, porque no tenía la documentación necesaria, siendo  borrados  los números del chasis.

“Me dijeron que si no aparecía por el lugar mi auto,  se tenía que morir en ese lugar, porque eso pasa con los vehículos que son robados o chutos”, añadió el hombre, quien llegó a Diprove con toda la documentación de su vehículo.
Dircabi

Desde la Dirección de Registro y Control de Bienes Incautados (Dircabi), informaron que en noviembre del año pasado, realizaron la subasta vehículos  incautados al narcotráfico y esperan  realizar en este primer semestre una subasta. 

Esta instancia está esperando la respuesta de las direcciones de Bermejo, Villa Montes y Yacuiba. 

El precio base para las subasta es fijado de acuerdo a estudios de peritaje. 

Los vehículos que son decomisados por diferentes delitos de tipo penal son subastados.


Datos

 Las mercancías decomisadas por delito de contrabando que cuenten con sentencia ejecutoriada condenatoria, serán adjudicadas por la Aduana Nacional, al Ministerio de la Presidencia, o al Ministerio de Economía. 

Datos 2

La Dirección Interna de la Aduana Tarija destruye los automóviles decomisados por no tener la documentación en regla. Existen de todas las marcas y modelos.

La cifra Ley 615

La misma modifica la Ley 2492 y establece la destrucción de mercancía decomisada.

Apunte

Ley que modifica el Código Tributario Boliviano 
La presente norma tiene por objeto modificar la Ley N° 2492 de 2 de agosto de 2003, “Código Tributario Boliviano”, la Ley N° 1990 de 28 de julio de 1999, “Ley General de Aduanas”, y establecer el procedimiento para la adjudicación, entrega y destrucción de mercancías decomisadas o declaradas en abandono.

Indica que las mercancías decomisadas por ilícito de contrabando que cuenten con una resolución sancionatoria, serán adjudicadas por la Aduana Nacional mediante una declaración de mercancías de importación que tendrá un carácter simplificado, al Ministerio de la Presidencia o al Ministerio de Economía, a título gratuito, exentas del pago de tributos aduaneros de importación, como los gastos concernientes al servicio de almacenaje o logística.

Nota de apoyo

Recompensa en efectivo a quienes denuncien autos chutos
El pago es realizado de manera inmediata y tiene alcance para mercaderías de contrabando, como ropa usada, bebidas alcohólicas, cigarrillos, vehículos y otros.

La persona que  denuncie el contrabando de vehículos indocumentados se beneficiará con el pago en efectivo del 10% del valor de lo incautado. 

Con esta medida, el Gobierno busca coadyuvar  en la lucha contra la actividad ilícita.

Por ejemplo, si alguien  revela que un vehículo  tipo Hummer, valuado en 40.000 dólares,  circula de forma ilegal, será recompensado  con  4.000 dólares, pero en moneda nacional.

El pago  es realizado  en unas 72 horas, en ese tiempo, es efectuada el acta de comiso y definen el valor  de la mercadería ilegal. 

Anteriormente,  debía esperarse una sentencia ejecutoriada, además,  la recompensa solo era entregada en caso de denuncias de mercancías que no estaban prohibidas de importarse, como electrodomésticos de línea blanca y línea negra.

Antes de la vigencia de la nueva norma, los vehículos indocumentados estaban dentro de la clasificación de mercaderías prohibidas, porque no eran susceptibles a división o partición, por lo tanto, no podía hacerse el pago, además que debía esperarse un proceso judicial.

El beneficio del 10% en dinero,  también tiene alcance para el contrabando de ropa usada, bebidas alcohólicas, cigarrillos y alimentos o comestibles que requieren  autorización previa.

Una vez que el denunciante llame a la línea gratuita 800106262, el operador registra todos los datos, conversación que será grabada y dentro de 24 horas,  la persona debe dirigirse a la oficina más cercana de la Aduana para llenar de forma escrita la denuncia.

 Los recursos que son destinados al pago a los denunciantes, son financiados con las subastas electrónicas que realiza la Aduana Nacional.

Comparte
Síguenos en Facebook