Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
Ayer en distintas redes sociales se hizo pública una carta de renuncia donde el técnico (U.R.C.P.A.), Raúl Oropeza Corrales, denunció que existe sometimiento político del alcalde de Yacuiba, Ramiro Vallejos, hacia los funcionarios públicos de esa institución para participar y apoyar de forma obligada  en actos, marchas, mítines entre otras actividades de índole político partidario en favor del Movimiento al Socialismo (MAS).

Oropeza manifiesta en su misiva que existe un sometimiento para “callar” a los funcionarios de ese municipio ante varios temas, ya que la mayoría no son militantes de la ideología política que profesa el MAS, sin embargo, señala que Vallejos los amenaza con despedirlos de sus fuentes laborales, si no se apoya y comparten las publicaciones que se emiten a favor de la alcaldía de Yacuiba o del Gobierno Central en las distintas redes sociales como el facebook y el WhatsApp.

“Todo esto es muy lamentable y no puedo seguir siendo parte de una gestión como la que está llevando a cabo, una gestión llena de odio, rencor, resentimiento, que se olvido de los social y solo se dedican hacer algo que criticaban en campaña al anterior alcalde; que es hacer obras de cemento”, describe textual Oropeza en la carta. 

El funcionario le recordó a la autoridad edil que fue electo por un partido opositor “al que hoy se dedica a denigrar” y que todos sus colaboradores si bien asisten a las concentraciones por Morales, lo hace por “un ticket” para no ser despedidos. “Usted quiere hacerle ver a su presidente Evo Morales que tiene apoyo en nuestro municipio”, “es mentirse usted solo y mentirle a él, porque si asisten es por recibir un ticket para que no le descuenten y no por que apoyen al partido al cual su persona se vendió” afirma.

Más adelante señaló que ahora podrá salir a la calle a expresar lo que verdaderamente piensa sin temor. “Ahora podre caminar tranquilamente por las calles con la cabeza en alto, algo que usted y muchas de las personas de la cual se rodeo no podrán hacer jamás”

Para concluir en la carta de renuncia; Oropeza expresando que su dignidad como persona no se vende ni se compra con un salario mensual a un partido socialista como lo es el MAS, por tal motivo ante el sometimiento de haberse callado durante todo este tiempo se despidió resaltando dos frases que no eran permitidas expresar porque Vallejos amenazaba con despedirlos: "¡BOLIVIA DIJO NO!  MI VOTO SE RESPETA..!!!"

Fuente: Agencias - Nuevo Sur
Publicidad

7/TENDENCIAS/carousel