Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
Los abogados del expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada y del exministro Carlos Sánchez Berzaín apelarán a la Regla 50 de las normas federales de Procedimiento Civil de Estados Unidos para evitar la sentencia por la demanda de las víctimas de la masacre de Octubre de 2003.

De acuerdo con la defensa de las exautoridades procesadas por genocidio en Bolivia, la Regla 50 “es una norma bien establecida en la justicia americana que permite a un juez anular un caso cuando la evidencia es insuficientepara poder sustentar una decisión razonable del jurado en favor de los demandantes”.

Para la defensa de Goni, el veredicto del jurado ciudadano de la Corte Federal de Fort Lauderdale de EEUU, que halló como responsables a las exautoridades de las “muertes extrajudiciales” de octubre de 2003, cuenta con evidencia “insuficiente”, prueba de ello, detallaron, es que los abogados de los demandantes “admitieron que no existieron órdenes de nuestros defendidos para disparar y matar civiles desarmados”.

Además, señalaron que “no existen evidencias de que hubiera habido un plan de nuestros defendidos para utilizar fuerza letal contra la población civil” y que los propios jueces “encontraron que las muertes no fueron causadas de forma ‘deliberada o intencionalmente’ por un soldado boliviano”.

En ese sentido, la defensa espera que el veredicto del jurado sea descartado cuando la ley sea correctamente aplicada.
“No proclamen victoria”

El pronunciamiento de la defensa de Goni y Sánchez Berzaín está inscrita en una carta en la que, además, indican que la Corte advirtió a los demandantes y abogados “que no proclamen victoria en base al veredicto del jurado debido a que el mismo no es la decisión final”.