El exdirector del Fondo Indígena enfrenta 93 procesos en su contra

Miguel Ángel Melendres
Un total de 93 procesos enfrenta el exdirector del Fondo de Desa-rrollo para los Pueblos Indígenas Originarios y Comunidades Campesinas, Marco Antonio Aramayo. Su abogado dice que no hay ningún acto investigativo en los procesos.

“La interventora del ex Fondo, Lariza Fuentes, me instaló 86 casos, la Contraloría abrió un caso por 153 proyectos, que los había investigado yo. El exdirector del nuevo Fondo, Eugenio Rojas, interpuso otros siete. Son 93 procesos en mi contra. Nadie tiene tantos procesos como yo, pese a que hay muchas exautoridades involucradas en el caso”, declaró Aramayo, detenido preventivamente en la cárcel de San Pedro de La Paz desde el 25 de febrero de 2015.

El abogado del imputado, Héctor Castellón, aseguró que es muy extraño que por una gestión de 16 meses a cargo del ex Fondo, su defendido “sea el único que tiene la ridícula suma de juicios” por más de 260 proyectos que tuvieron algún grado de desembolso económico, cuando en contraposición, la exministra de Desa-rrollo Rural, Nemesia Achacollo, fue la responsable de aprobar 1.100 proyectos con resoluciones ministeriales y solo está con un proceso en su contra.

Aramayo asegura estar sometido a violencia física y sicológica desde hace tres años por tantos juicios y basándose en las normativas del Fondo, además de Achacollo tienen el mismo grado de responsabilidad, el Ministerio de Planificación, que acreditaba la viabilidad, uso y destino de los recursos; y el de Economía, que hacía efectivo los recursos en las cuentas del Tesoro General de la Nación (TGN) y del Fondo Indígena.

“Yo, como director, era la última instancia que efectivizaba el pago, con la anuencia de esas autoridades, pero me atacan a mí”, sostuvo Aramayo.El abogado Luis Fernando Velasco, defensor de cuatro campesinos por un proyecto en Collana (La Paz), indicó que además del error de haber cometido al incluir en un solo proceso investigativo 153 proyectos, observó que en los procesos no hay “ningún acto investigativo concreto que determine que los involucrados se hayan quedado con el dinero, por lo que calificó de “un total desorden”. Se intentó hablar con el director del fondo, pero indicaron que estaba de viaje.

Comparte
Síguenos en Facebook