Expertos: Suxo incumple dos requisitos para ser jueza de Corte

Beatriz Layme  / La Paz
Nardi Suxo, exministra de Transparencia,  candidata a jueza de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), incumple dos requisitos   para ocupar un cargo en ese alto Tribunal, afirman dos expertos en derecho internacional.


Roxana Forteza y Arturo Yáñez, abogados internacionalistas, explicaron   que el Estatuto de la Corte IDH, en su artículo 4 (composición) establece que “la Corte se compone de siete jueces, nacionales de los Estados miembros de la Organización de Estados Americanos (OEA), elegidos a título personal de entre juristas de la más alta autoridad moral, de reconocida competencia en materia de derechos humanos”.

PUBLICIDAD


Asimismo, se establece  que serán jueces aquellos “que reúnan las condiciones requeridas para el ejercicio de las más elevadas funciones judiciales, conforme a la ley del Estado del cual sean nacionales o del Estado que los postule como candidatos”.

En ese sentido, Yáñez  explicó  que en Bolivia  la Constitución Política del Estado, en su artículo 182, numeral cuatro,  señala que “las magistradas y magistrados no podrán pertenecer a organizaciones políticas”.

“Ella (Nardi Suxo) abiertamente tuvo una posición  partidaria porque fue viceministra, ministra, juró con el puño izquierdo en alto (señal que caracteriza al MAS). Entonces hasta por esa vía ella queda descartada por su postura”, sostuvo Yáñez, quien consideró que Suxo no representa la imparcialidad, ecuanimidad y que en caso de ser elegida como jueza puede emitir incluso fallos a favor de los países del Alba, que  son parte de la línea ideológica del presidente Evo Morales.
   
Durante el Diálogo con candidatos/as a la Corte IDH, la exministra Suxo, quien fue designada por  Evo Morales como  embajadora de Bolivia en la ONU en Ginebra, expresó: “He sido ministra de un Presidente que ha hecho cambios en Bolivia, que ha dado voz a los sin voz”.

La internacionalista Forteza explicó que los candidatos “tienen que ser probos, no deben tener una tachadura, no tener ninguna denuncia ni cuestionamientos, tiene que ser una imagen muy positiva para el país”.

Según versiones de prensa, Nardi Suxo estuvo en el ojo de la tormenta cuando   se conoció el escándalo de la red de corrupción y extorsión, luego de que Sean Penn, estrella de Hollywood,  denunciara al presidente Morales la existencia de esta organización delictiva. 

El ministro de Justicia, Héctor Arce, consideró  acertada la postulación de Suxo y descalificó las críticas, las cuales -dijo- pretenden mellar la larga trayectoria profesional y calidad moral de la postulante.


Suxo es la única mujer de los cuatro candidatos a jueces de la Corte IDH, también es la única que ocupó un cargo político y diplomático. Sus contrincantes Eduardo Ferrer Mac-Gregor (México), Humberto Sierra Porto  (Colombia) y Ricardo Pérez Manrique (Uruguay) tienen una  trayectoria más enfocada en el área jurídica.

De acuerdo con  Yañez, uno de los factores que resta credibilidad a Suxo es que apoyó la retroactividad “cuando esto sólo se vio en el Gobierno nazi”. 
  
La Corte IDH elegirá en junio a tres nuevos jueces, quienes comenzarán a desempeñarse en esa entidad  desde 2019. 

Publicidad


Comparte
Síguenos en Facebook