Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
José Miguel Vivanco, director de la División de las Américas de Human Rights Watch, afirma que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) perdería su credibilidad si Nardi Suxo, exministra de Transparencia, fuera elegida como jueza de ese alto tribunal.



Vivanco fue una de las personas que preguntó de forma dura a la exministra en el foro Diálogo con candidatos/as a la Corte IDH, que se efectuó el lunes en Washington, EEUU. Él le cuestionó a Suxo cómo “compatibiliza” su candidatura a jueza, dado que cuando fue parte del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, en representación de Bolivia, votó en contra de resoluciones para condenar, por ejemplo, a Siria por el uso de armas químicas.

En entrevista con Página Siete, Vivanco expresa las razones que tuvo para cuestionar a la exministra y cómo es vista Bolivia en el exterior en cuanto a la protección de los derechos humanos, entre otros detalles.

¿Cómo deben ser los jueces que se postulen a la Corte IDH?

Los candidatos a jueces de la Corte IDH deben ser juristas de reconocido prestigio de sus países de origen, con un claro compromiso con la causa de los derechos humanos. Deben contar con la idoneidad para este cargo tan importante.

¿Por qué rechaza la postulación de Nardi Suxo?

En el caso de la señora Suxo, teniendo en cuenta que se desempeñó como embajadora de Bolivia ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU y mientras estuvo en esa posición, votó en contra de múltiples resoluciones que condenaban las peores atrocidades en el ámbito de derechos humanos, incluyendo el uso de armas químicas contra la población civil en el caso de Siria. En lugar de ponerse a favor de las víctimas, se puso en lugar de los dictadores.

¿Bolivia está mal vista en derechos humanos?

Bolivia tiene problema de derechos humanos. Hay una falta de independencia judicial muy fuerte, hay maniobras del Gobierno de Morales por perpetuar su reelección en el poder.

Hay abusos que no son debidamente investigados, justamente por la falta de instituciones judiciales independientes. Hay legislaciones contrarias a la norma elementales de derecho penal, que se aplican retroactivamente en el ámbito de la lucha contra la corrupción, violando garantías elementales del debido proceso.

¿Afectan estos antecedentes en la postulación de Suxo?

No, porque ese tema no está en discusión, el pobre récord de derechos humanos del presidente Evo Morales frente a las candidaturas a la Corte IDH. Si fuera por eso, serían muy pocos los gobiernos de América Latina que podrían postularse.

¿Recomienda a Bolivia que retire la postulación de Suxo?

Los plazos ya pasaron, no hay tiempo de hacerlo. Sin embargo, creo que ella nunca debió ser candidata. Bolivia pudo presentar la postulación de un jurista serio, independiente con todas las credenciales y los hay, muy buenos, los conozco, personas con enormes capacidades que podrían perfectamente desempeñarse en la Corte IDH. El problema es que la señora Suxo tiene en su currículum su desempeño como embajadora del Consejo de Derechos Humanos y que promovió la protección no de víctimas, sino de las peores dictaduras que han cometido graves y masivas violaciones a los derechos humanos.

¿Qué pasaría si Suxo es elegida como jueza?

Aquí lo central es proteger la integridad de una instancia, que es la Corte IDH, la más importante de protección de los derechos humanos del continente.

Tenemos una candidata que ha desempeñado un papel deplorable en derechos humanos y que pretende ser elegida para formar parte de una corte cuya misión central es proteger esos derechos. La corte debe mantener su credibilidad y la perdería.

¿A qué atribuye que el Gobierno de Bolivia haya postulado a Suxo?

Me da la impresión que la postulación de la señora Suxo se explica como un premio a la lealtad de ella a Evo Morales y su Gobierno y no obviamente a sus calificaciones personales para aspirar a ese cargo. Digo esto, porque en Washington le pregunté cómo ella explicaba estas posiciones, estos votos que ella encabezó para múltiples resoluciones que violaron los derechos humanos y que hoy pretenda ser juez de la Corte, y me dijo que seguía instrucciones de Cancillería. Es por eso que creo que esta postulación es un premio a la lealtad.

HOJA DE VIDA
Carrera Trabajó como abogado en la OEA y fue profesor en la Universidad de Georgetown.
Producción Escribió artículos en periódicos de América Latina y fundó el Centro por la Justicia y el Derecho.

Fuente: Página Siete
7/TENDENCIAS/carousel