Emapa pierde Bs3,4 MM por 7.000 qq de arroz sustraídos

A más de 20 días de investigación a cargo de la Fiscalía de Potosí, nadie logra explicar cómo es que la regional Empresa de Apoyo a la Producción de Alimentos (Emapa) pudo extraviar más de 7.000 quintales de arroz, equivalente a 3,4 millones de bolivianos. En La Paz, el gerente general de la entidad Luis Siles informó que se recuperó una parte de los productos sustraídos.

Hasta ahora el Juez Primero en lo Penal Vladimir Jiménez  ordenó la detención preventiva en la cárcel de Cantumarca, del Gerente Regional Aquilino M. y del Supervisor de Ventas Franz Reynaldo V., bajo cargos de peculado, incumplimiento de deberes, conducta antieconómica y malversación.

Cuando el 2 de junio se conoció del extravío, se estimó un daño económico de 1,1 millones de bolivianos, pero durante la audiencia cautelar del lunes,  la Fiscalía señaló que el mismo llegaría a 3,4 millones por un faltante adicional a 41 bolsas de afrecho de 23 kilos, 1.782 quintales de arroz y 2.996 quintales de harina de 50 kilos de otras agencias locales.

El gerente general declaró en La Paz que está en curso una investigación ampliada a todos los funcionarios de Potosí y que los dos detenidos más el prófugo, fueron encontrados en flagrancia. Sin embargo dijo que los productos alimenticios tendrían la cobertura de una póliza de seguro, a la que acudirán para reponer el daño económico.

El exgerente regional declaró ante el juez su inocencia y aseguró que en toda su trayectoria profesional nunca ha tenido dificultad alguna en las instituciones donde trabajó. “Yo vengo de una familia humilde y en todo caso aprendí a cultivar valores de las personas”, añadió.

Por su lado, el exsupervisor dijo que solo es un encargado de ventas y  que por encima de él hay otras personas. “Soy encargado de hacer ventas a las tiendas, en las ferias y en otros distritos, autorizado por nuestros superiores y quien llegarían hacer el responsable de ventas que se encuentra en la ciudad de La Paz”, declaró según el despacho del periodista Dilver Soria para la red Erbol.

El juez manifestó que llama la atención de cómo se ha podido sustraer semejante cantidad de alimentos de una institución estatal. Señaló que el Fiscal Henry Espíndola aclaró en audiencia que la desaparición no fue en un solo momento, sino que esto vino desde octubre del año pasado.

Sostuvo que se atribuye la autoría intelectual al funcionario Jhonny Layme que se encuentra en calidad de prófugo. Espíndola anunció que se ampliará la investigación hacia otros funcionarios.

En La Paz el diputado opositor potosino Gonzalo Barrientos dijo que busca con lupa al ministro de Desarrollo Productivo, Eugenio Rojas para que dé una explicación de semejante extravío.

De manera  sui géneris se puso una lupa sobre los ojos para pedir  al ministro Rojas que dé la cara por el “robo de alimentos”, porque desde su primera denuncia, Rojas no salió a los medios a responder del presunto daño económico al Estado.

Comparte
Síguenos en Facebook