Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
La Iglesia Católica pidió al Gobierno nacional y a la Universidad Pública de El Alto (UPEA) reinstalar el dialogo por el presupuesto para esa casa de estudios superiores sin condicionamientos y expresó su voluntad de mediar en el conflicto.

En conferencia de prensa, el obispo de El Alto, monseñor Eugenio Scarpellini, hizo un llamado al fundador de la Universidad Pública de El Alto, Nicolás Mendoza, a levantar la extrema medida de presión de tapiarse en instalaciones de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (APDHB) y al Gobierno a no poner condicionamientos al diálogo.



PUBLICIDAD


“Me permito recoger esta intención de estudiante Nicolás y llamar una vez más a ambas partes a un diálogo sincero y abierto que busque realmente soluciones. Al Gobierno para que dé prioridad como siempre a la educación en el respeto de las personas, de los estudiantes, de las instituciones, sabiendo que los recursos para la educación es la mejor inversión junto a la salud”, sostuvo el monseñor.

Mendoza, quien se identificó como uno de los estudiantes fundadores de la UPEA, decidió tapiarse en una dependencia de la APDHB, pese al pedido que le hizo el rector Ricardo Nogales para que suspenda la huelga que había comenzado hace 24 días.

La medida de presión fue asumida en la mañana luego que el ministro de la Presidencia, Alfredo Rada, anunció que la ley que asigna Bs 70 millones al presupuesto de la UPEA fue promulgada. La aprobación de los recursos en el Legislativo se dio tras haber fracasado el diálogo con el Gobierno.

“La iglesia siempre pone buenos oficios para que se ponga fin a los conflictos y que de manera especial no se ponga ningún riesgo la vida de ninguna persona, cualquier cosa necesaria estamos dispuesto a hacerlo siempre y cuando las partes lo pidan o lo acepten”, ratificó Scarpellini sobre el ofrecimiento de mediación en el conflicto.

Para el religioso el diálogo entre el Gobierno y la UPEA debe ser sincero donde ambos pongan sobre la mesa el problema y las posibles soluciones.

“Un diálogo no condiciona, entonces, una vez más invito a que el dialogo se haga sin condiciones y le pidió al joven Nicolás que levante la medida extrema como señal de apertura”, insistió

Mientras esto ocurre, un grupo de representantes de la UPEA, comenzó una marcha desde la localidad de Patacamaya, ubicada a 87 kilómetros de La Paz, rumbo a la ciudad sede del Gobierno.

Alfredo Coria, representante del Comité de Movilizaciones, dijo que no hay apoyo a la caravana ya no cuenta con un lugar donde quedarse esa noche por lo que hay la posibilidad de que puedan recurrir a pernoctar en la carretera.

“Esta medida extrema de tapiarse responde a que el Gobierno no tiene la voluntad política de dialogar y poder darle solución a la demanda”, afirmó.

La movilización forma parte de una las medidas de presión en rechazo al monto de Bs 70 millones, ofrecido y aprobado por el Gobierno, ya que la UPEA considera insuficiente para garantizar sus labores. Se prevé que la movilización arribe a la ciudad entre el miércoles o jueves.

PUBLICIDAD