Theme Layout

Theme Translation

Trending Posts Display

Yes

Home Layout Display

Posts Title Display

404

We Are Sorry, Page Not Found

Home Page
Estados Unidos negó hoy que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) tenga jurisdicción para evaluar las sanciones contra Irán, que buscan "ejercer una presión fuerte sobre sus líderes", dijo ante los jueces la asesora legal del Departamento de Estado norteamericano, Jennifer Newstead.

Irán se basó ayer en un Tratado de Amistad firmado con EEUU en 1955, cuando ambos países aún gozaban de buenas relaciones, para reclamar ante el alto tribunal de la ONU la paralización de las sanciones anunciadas en mayo por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que han comenzado a aplicarse hace tres semanas.

Newstead criticó que se utilice un tratado firmado hace más de 60 años como "medio" para "aliviar la reimposición de las sanciones" y aclaró que el caso está directamente relacionado con el acuerdo nuclear firmado en 2015 por Irán con los miembros del Consejo de Seguridad de la ONU (EEUU, Rusia, China, Francia, el Reino Unido) y Alemania.

EEUU se retiró unilateralmente del pacto en mayo pasado y ha vuelto a imponer sanciones a Irán, que ya han dañado su economía, según reconocieron ayer los abogados de Teherán.

A cambio del levantamiento de las sanciones internacionales que pesaban sobre Irán, el acuerdo de julio de 2015 impuso límites e inspecciones al programa nuclear iraní, a cargo del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), que ha confirmado su cumplimiento.

La asesora norteamericana aseguró, sin embargo, que el acuerdo no contenía "inspecciones suficientes" para comprobar el desmantelamiento del programa nuclear del país ni trataba su programa de misiles balísticos.

Asimismo, criticó que en ningún momento se evaluara "la financiación que Irán provee en otros conflictos" en Oriente Medio a grupos considerados como terroristas por EEUU y definió como "una amenaza a la seguridad nacional" estadounidense sus "ambiciones nucleares".